GUERRA EN UCRANIA

La UE responde a Putin: "Nunca reconoceremos esta anexión ilegal"

En un comunicado conjunto los Veintisiete condenan de forma "inequívoca" la anexión ilegal de los territorios ucranianos de Donetsk, Lugansk, Jersón y Zaporiyia

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, en un acto en Atenas.

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, en un acto en Atenas. / REUTERS

4
Se lee en minutos

La Unión Europea ha condenado de forma enérgica e inmediata la proclamación este viernes de la "anexión ilegal" por parte de Rusia de los territorios ucranianos de Donetsk, Lugansk, Jersón y Zaporiyia. "Rechazamos firmemente y condenamos de forma inequívoca la anexión ilegal. (…) Rusia está poniendo en peligro la seguridad mundial", han señalado los Veintisiete jefes de estado y de gobierno de la UE en un comunicado conjunto de extrema dureza en el que avisan de que no reconocen ni nunca lo harán los referéndums ilegales orquestados por el presidente ruso Vladimir Putin, ni tampoco unos resultados que consideran ilegales y falsificados. "Nunca reconoceremos esta anexión ilegal", insisten.

"Estas decisiones son nulas y no pueden producir ningún efecto legal. Crimea, Jersón, Zaporiyia, Donetsk y Lugansk son Ucrania. Pedimos a todos los Estados y organizaciones internacionales que rechacen inequívocamente esta anexión ilegal", reivindican sobre un acontecimiento que, advierten, viola el derecho internacional y la carta de Naciones Unidas. "Frente a la guerra de agresión de Rusia, y la última escalada de Moscú, la Unión Europea está decididamente con Ucrania y su pueblo. Somos inquebrantables en nuestro apoyo a la integridad territorial y la soberanía de Ucrania", insisten los dirigentes europeos ante un acontecimiento que supone una nueva escalada de Moscú. "Tenemos que movilizarnos. No por la guerra sino para preservar la paz, seguridad y prosperidad", ha dicho el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, en un videomensaje.

Los Veintisiete vuelven a recordar al Kremlin que Ucrania está ejerciendo su legítimo derecho a defenderse de la agresión rusa para recuperar el pleno control de su territorio y tiene derecho a liberar los territorios ocupados dentro de sus fronteras internacionalmente reconocidas. "Las amenazas nucleares del Kremlin, la movilización militar y la estrategia de tratar de presentar falsamente el territorio de Ucrania como el de Rusia y pretender que la guerra puede tener lugar ahora en el territorio de Rusia no harán tambalear nuestra determinación", aseguran. "La Unión Europea está firmemente al lado de Ucrania y seguirá prestando un fuerte apoyo económico, militar, social y financiero durante el tiempo que sea necesario", prometen.

"Son tierras ucranianas"

"La anexión ilegal proclamada por Putin no cambiará nada. Todos los territorios ocupados ilegalmente por los invasores rusos son tierras ucranianas y siempre serán parte de esta nación soberana", se ha sumado la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. La misma contundencia que ha expresado el jefe de la diplomacia europea, Josep Borrell, que ha reiterado el apoyo "inquebrantable" de la UE hacia Ucrania y ha insistido en que "la integridad territorial y la soberanía" del país no son negociables.

La proclamación coincide con la negociación de una octava ronda de sanciones contra Rusia que los Veintisiete aspiran a aprobar antes del Consejo Europeo informal que se celebra el próximo viernes en Praga. Según han explicado fuentes diplomáticas, y pese a la creciente presión, los embajadores permanentes no han conseguido cerrar todavía un acuerdo y continuarán negociando este fin de semana para intentar cerrar un acuerdo este próximo lunes. "Reforzaremos nuestras medidas restrictivas contra las acciones ilegales de Rusia. Aumentarán aún más la presión sobre Rusia para que ponga fin a su guerra de agresión", aseguran los líderes europeos.

Controles reforzados en las fronteras

Precisamente este viernes la Comisión Europea ha actualizado sus directrices sobre los procedimientos de visado y los controles fronterizos aplicables a los ciudadanos rusos que quieren entrar en territorio europeo, en respuesta a las dudas y preocupaciones de los países fronterizos con Rusia tras la movilización parcial ordenada por Putin y que ha provocado un aumento de los ciudadanos -tanto reclutas como sus familias- que huyen del país. Bruselas recomienda a los gobiernos que refuercen los controles de seguridad a la hora de expedir visados de corta duración, que examinen caso por caso las solicitudes y que apliquen cualquier excepción humanitaria de manera restrictiva.

"La Unión Europea es y seguirá siendo siempre un lugar de asilo. Pero en esta ocasión se trata ante todo de una cuestión de seguridad: aumentando los controles relativos a la expedición de visados e intensificando los controles fronterizos garantizaremos nuestra protección y nuestra unidad", ha dicho el presidente de la Comisión, Margaritis Schinas. "La amenaza para la seguridad es real. La UE se protegerá a sí misma y protegerá a sus ciudadanos. Dicho esto, Europa no cerrará sus puertas a quienes realmente necesiten protección", se ha sumado la comisaria de interior, Ylva Johansson.

Hace unas semanas la Unión Europea ya decidió suspender el acuerdo de facilitación de visados con Rusia. Ahora recomienda a los Veintisiete que apliquen un enfoque estricto para evaluar la justificación del viaje, incluidos los ciudadanos que huyen de la movilización militar. Bruselas también pide más control respecto a los visados ya expedidos a ciudadanos de la Federación Rusa. "La mera posesión de un visado no confiere un derecho de entrada automático en el espacio Schengen. En caso de que existan motivos para la anulación o revocación, dicha decisión podrá adoptarla la guardia de fronteras, independientemente del Estado miembro de expedición del visado", asegura la Comisión que recomienda también una evaluación más minuciosa de los documentos de viaje por parte de los transportistas de pasajeros.

Noticias relacionadas