Mundial de balonmano femenino

Las Guerreras no fallan y logran el billete para los cuartos de final ante Croacia

La selección española femenina de balonmano se impuso 23-27 a las croatase n un encuentro en el que volvieron a desplegar un sensacional trabajo en defensa

La jugadora de España Carmen Martín celebra un gol durante el partido ante Croacia en Torrevieja. EFE / Manuel Lorenzo

La jugadora de España Carmen Martín celebra un gol durante el partido ante Croacia en Torrevieja. EFE / Manuel Lorenzo

4
Se lee en minutos
EFE

La selección española femenina de balonmano no falló y certificó su clasificación para los cuartos de final del Mundial de España con pleno de victorias, tras imponerse por 23-27 a Croacia, en un encuentro en el que las Guerreras volvieron a desplegar un sensacional trabajo en defensa.

Tras sobrevivir en el estreno de la segunda fase al vertiginoso partido propuesto por Japón, el conjunto español se enfrentó este jueves a otro reto igualmente complicado, si no más, ante la selección de Croacia.

Si ante las asiáticas las Guerreras tuvieron que adaptarse al eléctrico juego de las niponas, ante las balcánicas el retó consistió en superar el muro que conformaron las fornidas jugadoras croatas en defensa.

Un escenario que muchas veces se la ha atragantado al conjunto español, lastrado por su falta de lanzamiento exterior.

Pero en esta ocasión, España contaba con un arma de la que había carecido en campeonatos anteriores, la lateral Irene Espínola, que hoy sí demostró la condición de segunda máxima goleadora de la Bundesliga alemana con la que llegó al Mundial.

Unas veces con su poderoso lanzamiento y otras provocando penaltis aprovechando su capacidad de penetración, Espínola, que cerró el primer tiempo con tres dianas, asumió de partida toda la responsabilidad ofensiva en el equipo español.

Pero a cada tanto de Espínola respondió inmediatamente (4-4) la croata Valentina Blazevic, que aprovechó los desajustes defensivos de un equipo español, que en más de una ocasión pecó de un exceso de precipitación en su intento de recuperar balones.

Una igualdad que se rompió en el momento en el que a las defensoras croatas comenzaron a fallarles las piernas, provocando un carrusel de exclusiones que no desaprovecharon las de José Ignacio Prades adquirir una renta de cuatro tantos (5-9) en el marcador.

Y es que si a las balcánicas les costaba cada vez cerrar los huecos en defensa, las Guerreras, perfectamente respaldadas por una gran Merche Castellanos en la portería, se mostraban cada vez más sólidas en su retaguardia.

Un escenario que parecía propicio para que España aprovechase la velocidad de la central Alicia Fernández para romper definitivamente el encuentro a su favor.

Pero la central gallega, pese a un par de buenas conexiones con la pivote Ainhoa Hernández, evidenció que aún le falta un poco para encontrarse al cien por cien, tras perderse los dos primeros partidos del campeonato por lesión.

Una circunstancia que propició la aparición de las temidas pérdidas de balón, el habitual talón de Aquiles de las "Guerreras", que vieron reducida su ventaja al descanso a tan sólo tres tantos (9-12).

Hecho que no pareció a afectar al equipo español, que se aferró en el inicio de la segunda mitad a su mejor argumento en este Mundial: la solida defensa que le ha permitido contar hasta ahora todos su encuentros por victorias.

Una intensidad defensiva que comenzó a mostrar las costuras de un equipo croata que comenzó a acumular errores y más errores, que posibilitaron el despegue (9-14) del equipo español

Diferencia que la selección española, pese a los continuos quebraderos de cabeza que creó la pivote Ana Debelic, amplió, aprovechando una nueva exclusión de las balcánicas, hasta las seis dianas (17-23) a menos de trece minutos para el final.

Tiempo en el que España no rebajó su intensidad defensiva. La aumentó un grado más, lo que permitió a las de José Ignacio Prades sacar a relucir se veloz juego de contraataque.

Así, a la carrera, las Guerreras sentenciaron definitivamente su victoria a falta de cinco minutos para el final con una renta de ocho goles (19-27) que convirtieron en un trámite los instantes finales de un encuentro que confirmó la presencia de España en los cuartos de final de "su" Mundial.

Ficha técnica:

23 - Croacia: Pijevic; Turk (3), Blazevic (8, 5p), Stela Posavec (2, 1p), Kalaus (2), Paula Posavec (-) y Debelic (4) -equipo inicial- Besen (ps), Kapitanovic (ps), Jezic (2), Buric (-), Simara (1), Mamic (-), Petika (1) y Gudelj (-)

27- España: Castellanos; Carmen Martín (4p), Campos (4, 1p), Espínola (4), Gassama (-), Barbosa (6, 1p) y Jennifer Gutiérrez (-) -equipo inicial- Navarro (ps), Arderius (-), Laura Hernández (-), Etxeberria (1), Sole López (4), Alicia Fernández (1), Almudena Rodríguez (-), Ainhoa Hernández (3) y Arcos (-)

Marcador cada cinco minutos: 2-1, 4-4, 5-7, 6-9, 8-10 y 9-12 (Descanso) 12-15, 14-17, 17-20, 18-23, 19-27 y 23-27 (Final)

Árbitros: Gasmi y Gasmi (FRA). Excluyeron dos minutos a Stela Posavec, Kalaus (2), Debelic (2) y Petika (2) por Croacia; y a Campos, Ainhoa Hernández y Espínola por España.

Incidencias: Encuentro correspondiente a la segunda jornada del grupo IV de la segunda fase del Mundial de España 2021 disputado en el Palacio de los Deportes de Torrevieja.

Noticias relacionadas