CATALUÑA

ERC ve "clasismo y racismo" en las críticas de Junts a la gira de Aragonès en Latinoamérica

La 'consellera' de Exteriors, Meritxell Serret, lamenta el "ruido interesado" de sus exsocios de Govern y defiende la estrategia de cooperación del ejecutivo

Pere Aragonés, en su escaño del Parlament de Cataluña.

Pere Aragonés, en su escaño del Parlament de Cataluña.

1
Se lee en minutos
Carlota Camps

"Algunos argumentos son clasistas y racistas". Así ha calificado el diputado de ERC Ruben Wagensberg las críticas de Junts a la gira latinoamericana del 'president' Pere Aragonès y la 'consellera' Meritxell Serret. En una interpelación parlamentaria, el republicano ha asegurado que si los representantes con los que se ha reunido el Govern fueran "de norte américa, seguro que no habrían hecho estos comentarios". En este sentido, ha defendido la agenda de "cooperación" y de lucha por "los derechos humanos" de la 'conselleria' de Exteriors y no las "relaciones internacionales basadas en los poderes económicos", que considera que hacían sus antecesores.

De una manera similar, aunque con un tono menos contundente, se ha expresado la 'consellera' Serret en la misma interpelación en el Parlament. Serret ha lamentado el "ruido interesado" de sus exsocios de Govern y el "menosprecio" por las reuniones mantenidas. Además, la dirigente republicana ha defendido que el viaje ha servido para "reafirmar" el "compromiso con la cooperación" i la "presencia institucional" del Govern en estos países con la creación de una nueva delegación en Colombia y la apertura de la oficina en el Cono Sur.

Noticias relacionadas

Aragonès y Serret finalizaron este lunes una gira de nueve días por Latinoamérica en la que visitaron cuatro países -Colombia, Uruguay, Argentina y Chile- y se reunieron con varios representantes y exrepresentantes de sus gobiernos, así como con asociaciones defensoras de los derechos humanos. Un total de 35 reuniones, donde la cita más destacada fue con expresidenta de Chile Michelle Bachelet o del Uruguay Pepe Mujica, así como con varios ministros en activo de los países visitados. Sin embargo, la reunión prevista con el presidente de Colombia, Gustavo Petro, no se pudo realizar finalmente por un contratiempo del líder colombiano.

Varias voces dentro de Junts criticaron esta semana pasada que el 'president' Aragonés no se hubiera reunido con jefes de estado, y lo comparaban con que Jordi Pujol  fue recibido por el presidente norteamericano George Bush -padre- en 1990.