CHAMPIONS: REAL MADRID-CELTIC

Ancelotti, sobre la denuncia de los árbitros: "Solo he dicho lo que piensa todo el mundo"

El entrenador italiano, en la previa del Real Madrid-Celtic, ha reivindicado que no ha "faltado al respeto" a nadie y se reafirma en que la mano de Asensio no era sancionable

El entrenador del Real Madrid, Carlo Ancelotti, en la rueda de prensa previa al partido de Champions contra el Celtic, este martes en Madrid.

El entrenador del Real Madrid, Carlo Ancelotti, en la rueda de prensa previa al partido de Champions contra el Celtic, este martes en Madrid. / JUAN CARLOS HIDALGO / EFE

2
Se lee en minutos

"No he faltado al respeto a nadie, solo he dicho lo que piensa todo el mundo del fútbol". La rueda de prensa de Carlo Ancelotti, en un día difícil en lo personal para él por el fallecimiento de su suegra, giró inevitablemente alrededor del penalti de Marco Asensio en el último encuentro del Real Madrid, frente al Girona. Bueno, mejor escrito, alrededor de la denuncia al técnico italiano del Departamento de Integridad de la RFEF por asegurar que fue un "penalti inventado". "He estado en el banquillo en 1.200 partidos. Cuatro no van a arruinar mi estadística", ha relativizado él.

Era la previa del Real Madrid-Celtic (miércoles, 18.45 horas), un partido en el que los blancos solo se juegan ser primeros de grupos (necesitan ganar o que el Leipzig no lo haga) ante un rival de nivel muy inferior y ya eliminado. Y por eso, por la escasa trascendencia del encuentro (hasta Ancelotti aseguró que hay más de "prestigio" que de importancia real en acabar primero o segundo), la resaca del duelo del Girona marcó la comparecencia del entrenador.

Para empezar, Ancelotti quiso dejar claro que al decir "penalti inventado" no buscó acusar de "mala fe" al árbitro, Melero López, y argumentó una traducción literal de su italiano materna, por lo cual "rigore inventato" significa, sencillamente, un penalti que no fue. Hecha esa matización, el técnico se reafirmó en su opinión: esa mano no es penalti.

"No es penalti"

"Entiendo la regla que nos explicaron, no soy tonto. Y, según esa regla, no es penalti", ha remarcado Ancelotti, quien ha sugerido que para él habría sido suficiente con que, después del partido, los árbitros hubieran reconocido que cometieron un error, "nadie es infalible". Además, ha añadido que el VAR llegó al fútbol para corregir "errores claros y evidentes" y entiende que en ningún caso la mano de Asensio se puede encuadrar en esa categoría.

"No sé si me van a sancionar, sigo durmiendo por las noches", ha añadido el italiano sobre la posible sanción de hasta cuatro partidos que le podría caer en las próximas semanas si prospera la denunciar del Departamento de Integridad de la RFEF: "Si me suspenden, paciencia. Yo solo quiero aclarar que no he faltado al respeto al árbitro".

Sin Tchouaméni

Sobre el partido de este miércoles, Ancelotti ha confirmado que Tchouaméni seguirá sin estar disponible y ha abierto la puerta a que Benzema juegue algunos minutos. También ha mostrado su convicción de que se dan las condiciones para que el Madrid regrese a la senda de la victoria, tras dos pinchazos consecutivos contra Leipzig y Girona.

Noticias relacionadas

Antes que su entrenando había tomado la palabra Toni Kroos, que apunta a titular tras sufrir contra el Girona la primera expulsión de su carrera, lo que no le permitirá jugar en LaLiga, el lunes contra el Rayo.

Su futuro fue, claro está, el protagonista de su intervención, dado que acaba contrato a final de temporada. El alemán fue claro: "Lo decidiremos en enero, febrero o marzo. Lo que está claro es que no voy a jugar en otro club, me retiraré en el Real Madrid".