MASCOTAS

Tú perro está resfriado: estas son las recomendaciones que debes seguir

Cuando el perro se ha resfriado, se puede encontrar molesto, como nos pasa a nosotros

Pasear perros sin correa solo está permitido dentro de las zonas y horarios habilitados.

Pasear perros sin correa solo está permitido dentro de las zonas y horarios habilitados. / PEXELS

1
Se lee en minutos
EPE

Con la llegada del frío, tu perro se puede resfriar. Es complicado evitarlo, pero sí que podemos ayudar a que se cure enseguida y lo pase con pocas molestias.

De todas maneras, si vemos que en unos días la situación no mejora, es una buena idea ir al veterinario para que lo explore.

Menos paseos y le aportamos calor

Cuando el perro se ha resfriado, se puede encontrar molesto, como nos pasa a nosotros. Por eso, lo mejor es reducir los paseos al mínimo, entrando en casa en cuanto haga sus necesidades.

Además, hay que prepararle un rincón cálido, seco y cómodo con su cama y unas mantas extra a fin de que esté caliente, al lado de un radiador en donde su cuerpo no se tendrá que “preocupar” por mantener la temperatura.

Si no tenemos calefacción en casa, le podemos colocar un radiador enfrente o comprarle una cama eléctrica, la cual posee una resistencia que le da calor.

Nunca hay que automedicarlo

En el momento en el que lo vemos toser, es posible que se nos pase por la cabeza medicarlo, pero esto es un error. Los medicamentos para humanos no vienen en las dosis correctas para un perro y algunos pueden hasta provocarle daños severos en el hígado, así que lo evitaremos.

Lo que sí podemos hacer para ayudarle es tratar de que beba agua, acercándole el bebedero, poniéndole nuestras manos mojadas en la boca, o incluso comprando una fuente de agua, la cual despertará su curiosidad y hará que se hidrate más.

¿Cuándo hay que ir al veterinario?

Noticias relacionadas

Por norma general, el resfriado es una enfermedad benigna en los perros, pero se puede complicar. De este modo, si el animal no quiere comer ni beber nada, no se mueve u oímos un silbido al respirar, llamaremos de inmediato al veterinario.

Como nos ocurre a nosotros, los perros se pueden resfriar en invierno. Para que se curen suele bastar con colocarlos en un sitio cálido, seco y dejarlos tranquilos, pues durante esos días no tendrán ganas de paseos ni de jugar tanto.