Motociclismo

Suzuki reconoce que negocia su salida de MotoGP

La compañía japonesa, que reconoce haber vendido más motos aunque con menos beneficio, está negociando con Dorna Sports, organizadora del Mundial de motociclismo, romper el contrato que les vincula hasta el 2026

Suzuki reconoce que negocia su salida de MotoGP
1
Se lee en minutos
Emilio Pérez de Rozas

Hace diez días, la web especializada Motorsport.com, anunció que la compañía Motor Suzuki había decidido abandonar, al término de esta temporada, el Mundial de MotoGP pese a haber conseguido el título mundial de pilotos, en el 2020, de la mano del mallorquín Joan Mir. La noticia fue confirmada por todas las partes, menos por la fábrica japonesa, que acaba de hacer un escueto comunicado en el que reconoce, no que se va, sino que está negociando con los organizadores del Mundial la manera de romper su contrato, el vínculo que les une hasta el 2026, para poder abandonar el 'paddock', justo cuando todo el mundo en el campeonato estaba convencido de que tanto Mir como el catalán Àlex Rins estaban a punto, tal y como reconoció el nuevo 'team manager' del equipo azul, el italiano Livio Suppo, iban a renovar por dos años más.

Gracias a todos

Suzuki, que de inmediato recibió el aviso por parte de Dorna de que no se podía ir "unilateralmente" del campeonato, informa de que "está estudiando con la compañía española la posibilidad de dejar el Mundial a finales de la actual campaña", pues el rumbo que ha cogido la economía mundial les obliga "a centrar todos sus recursos económicos, humanos y tecnológicos en la industria del automóvil, que nos obliga a desarrollar nuevas tecnologías". En este escueto comunicado, Suzuki, en otra paso que demuestra su despedida, aún no reconocida, agradece a Dorna, al Mundial y, por supuesto, a los componentes de su magnífico equipo todo lo que han hecho por su marca.

Más motos, menos beneficio

No deja de ser curioso que el comunicado de Suzuki, que se ha mantenido diez días en silencio, aprovechando, entre otras cosas, la única semana de fiesta que existe en el calendario laboral japonés, lleva justo cuando la compañía azul presenta los números de su último ejercicio, donde reconocen que han vendido más motos que nunca, pero con menos beneficios de los esperados "al haber subido, y mucho, el precio de las materias primas". Eso sí, mientras anuncia que se va de MotoGP, Suzuki que espera que, en el 2022 y 2023, las ventas sigan aumentando y, ahora sí, mejoren los beneficios.

Noticias relacionadas