RELIGIÓN

Bolaños reafirma la voluntad del Gobierno de "dialogar y llegar a acuerdos con la Iglesia católica"

El ministro de la Presidencia asiste en El Vaticano a la ordenación como cardenal del español Fernando Vérgez

El ministro español de la Presidencia, Félix Bolaños saluda al nuevo cardenal Fernando Vérgez (d) con motivo del nuevo nombramiento del católico.

El ministro español de la Presidencia, Félix Bolaños saluda al nuevo cardenal Fernando Vérgez (d) con motivo del nuevo nombramiento del católico. / EFE/ Natalia Ruiz Guillamón

4
Se lee en minutos

El ministro de la Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática de España, Félix Bolaños --quien ha encabezado la delegación española para asistir en el Vaticano a la creación como cardenal del español Fernando Vérgez-- ha defendido que la voluntad del Gobierno es "dialogar y llegar a acuerdos con la Iglesia católica".

"La relación con la Iglesia católica es una relación cordial, de colaboración, de diálogo, de trabajar con temas donde podemos tener posiciones diferentes, pero hacemos un esfuerzo para acercarnos y podemos tener posturas que encuentren un equilibrio; en eso estamos y en eso vamos a estar desde el Gobierno de España siempre con la Iglesia católica", ha defendido en un encuentro con los periodistas en la embajada española ante la Santa Sede.

Bolaños lidera la mesa de diálogo por parte del Gobierno en las comisiones abiertas con la Conferencia Episcopal Española en referencia a las inmatriculaciones en el registro de los bienes inmuebles, titularidad de la Iglesia; y la fiscalidad y la gestión del patrimonio de la Obra Pía de Roma.

Sobre el ámbito de la inmatriculación de bienes ha defendido que "ya obtuvo un resultado". "En torno a 20.000 bienes que inmatriculó la Iglesia como lugares de culto, había otros 15.000 (14.000 y pico) que no eran lugares de culto. De esos 14.000, 1.000 se reconoció que se habían inmatriculado sin una base probatoria suficiente", ha resumido. Preguntado sobre las intenciones del Gobierno en relación al patrimonio de 250 inmuebles en el centro de Roma, fruto de donaciones hechas a la Iglesia en el pasado, Bolaños ha asegurado que actualmente se "está trabajando y se está discutiendo e intercambiando documentos".

"Es bueno que respetemos los tiempos de la negociación y del diálogo, que vayamos con discreción trabajando. Hay propuestas encima de la mesa. Hay propuestas que en este momento no le oculto que tienen diferentes puntos de vista, diferentes concepciones, de lo que tiene que ser la Obra Pía", ha asegurado Bolaños.

La Obra Pía es una entidad de derecho privado y nacionalidad española, cuyo régimen jurídico depende de la Iglesia católica, pero que está amparada, y por tanto gestionada, por la embajada de España ante la Santa Sede. En total, tiene la titularidad de la propiedad de unos 250 inmuebles, tanto edificios como locales comerciales, distribuidos por las calles del centro de Roma. Casi todos los inmuebles están alquilados.

El ministro de la Presidencia ha considerado que la Obra Pía "está funcionando razonablemente bien con el órgano de gobierno que en este momento tiene" y ha manifestado que "lo importante" es que se garantice tanto el "mantenimiento en perfectas condiciones" del patrimonio como también "el cumplimiento de los fines". "Hasta el momento, hasta la fecha lo estamos haciendo de manera escrupulosa". "El Gobierno y la embajada de la Santa Sede cumple con la finalidad de la Obra Pía, esa es la idea", ha zanjado.

Del mismo modo, ha asegurado que "la idea es el mantenimiento de ese patrimonio que es titularidad de la Obra Pía". "Lo que queremos es que cualquier cambio en ese régimen jurídico llegue como consecuencia de un acuerdo y de un diálogo con la Iglesia católica que pueda mejorar ese régimen", ha incidido.

"Todo es perfectible, todo es mejorable pero, en todo caso, el funcionamiento de la Obra Pía en este momento es un funcionamiento razonable que cumple con sus fines", ha concluido.

"Francisco está con ganas"

Sobre Vérgez, Bolaños ha afirmado que es "un religioso ejemplar" y ha destacado que el nombramiento de este nuevo purpurado "pone de manifiesto la importancia y el peso que tiene la Iglesia en España en la Iglesia católica". "Cuando un español tiene un puesto de relevancia internacional, el Gobierno le apoya y le respalda", ha añadido.

Bolaños, que pudo saludar brevemente al Papa justo antes del inicio del consistorio en la basílica de San Pedro, ha asegurado que Francisco está "con ganas, fuerza, ánimo y buen humor". "Le deseamos todo lo mejor en su pontificado y que continúe en la senda de trabajo que está llevando a cabo", ha dicho.

Noticias relacionadas

El español Fernando Vérgez Alzaga recibió este sábado la birreta cardenalicia de manos del Papa en un consistorio en el Vaticano en el que también ha creado a otros 19 cardenales. Francisco le ha asignado el título cardenalicio de la diaconía de la iglesia de Santa Maria della Mercede y Sant'Adriano, situada en el barrio de Salario de Roma.

De este modo, Vérgez --nacido en Salamanca hace 77 años y actual gobernador civil del Estado Ciudad del Vaticano-- es el primer cardenal de los Legionarios de Cristo. Desde este sábado, España cuenta con 15 cardenales, de los que 9 tienen derecho a voto. En este momento, el colegio cardenalicio cuenta con 132 cardenales electores.