La Era del Metaverso (1)

A España le va bien en el Metaverso

La convergencia de los mundos se perfila como el Internet del futuro, en el que también cuenta la sostenibilidad

A España le va bien en el Metaverso
9
Se lee en minutos
ALEJANDRO SACRISTÁN

El Metaverso se expande como el Internet del futuro, donde convergen mundos y capas de realidad extendida, Inteligencia Artificial y Blockchain, para gestionar socioeconomías digitales más desarrolladas y transparentes. A España le va bien en este nuevo espacio futurista.

El 2022 ha sido un buen año para España en el Metaverso y 2023 va a ser mejor. De pocas actividades innovadoras se puede decir esto, si atendemos solo a los titulares de la prensa, que suelen pintar un escenario económico más negativo que positivo.

Podemos destacar dos grandes noticias en 2022. Telefónica inicia su desembarco en la construcción del Metaverso, mientras que en el pasado se había distinguido por lanzar metaversos y mundos virtuales como servicios de entretenimiento o promoción en diferentes líneas, asociados por ejemplo al pionero despliegue de la banda ancha: ahora se ha implicado como un agente muy activo en el futuro del Metaverso.

Telefónica no solo crea su propio Laboratorio de Metaverso, sino que en 2022 desarrolla una estrategia inversora, teniendo en cuenta que España es un país preparado para el metaverso, con una de las mejores infraestructuras digitales y conectividad del mundo, de la que Telefónica es el actor más relevante.

Primeros agentes

Telefónica ha comprado parte de uno de los Exchange de criptomonedas más importante, que es español. También participa, entre otras, en Uttopion, en el metaverso español Gamium y en Metasoccer: es que el tejido que dará forma al Metaverso, es muy amplio y tiene mucho que ver con los videojuegos masivos.

Este 2022, también Virtual Voyagers, la empresa desarrolladora de referencia de realidad extendida y metaversos en España, que fue comprada por el grupo californiano UTOPIA,

Según dijo su CEO entonces, Edgar Martín-Blas: “tal vez la noticia más importante de la historia de Virtual Voyagers es que ha sido adquirida por un gigante creado por y para el Metaverso desde USA”.  

Cuestiones del metaverso

Pero ¿de qué hablamos cuando hablamos del Metaverso? ¿Qué es hoy el Metaverso? ¿Qué son los metaversos? El Metaverso no es solo tecnología, innovación tecnológica, es economía, cultura, comunicación emergentes y llamadas a ser predominantes en el tiempo.

El Metaverso está en construcción y sin embargo ya está presente, ya está aquí. El Metaverso no es una opción, es un destino, es el desarrollo natural de una serie de convergencias tecnológicas, en particular Inteligencia Artificial, Blockchain y Realidad Extendida, donde Internet es el puente entre ellas.

El protagonismo inicial lo ha capitalizado la Realidad Virtual inmersiva en mundos virtuales, pero no nos engañemos, es solo un pedacito del pastel.

Dream Team de Virtual Voyagers. / T21

Ya está aquí

Edgar Martín-Blas, el actual CEO de Metaverso de Utopia Voyagers, le toma el pulso al momento actual de esto que está pasando y que es el Metaverso emergente: “básicamente viene la generación Z, esos ya viven ahí, digan lo que digan los demás (los boomers por ejemplo). Para esta gente el nuevo internet ya existe, pero está repartido en Discord, en metaversos, en videojuegos-protometaversos, en temas crypto y todo eso pues irá formando un Metaverso, que es una mezcla de Internet y lo social, no solo centrado en gaming”.

Prosigue Martín-Blas “eso te lo dicen las propias marcas en base a que están perdiendo audiencias de compra de productos físicos, de TV, las redes sociales no funcionan, etcétera, etcétera, y estos ya viven allí, han pasado de prosumidores a otra cosa”, a propietarios de activos virtuales podríamos afirmar, añade.

La innovación tecnológica pone ya al alcance el blockchain, la inteligencia artificial generativa que necesitan y el contexto y cómo gobernarlo, protagonizarlo.

Nuevos mundos virtuales

Esos son los nuevos mundos virtuales compartidos, así como los videojuegos que evolucionan a metaversos: permiten y permitirán la auto gobernanza, la propiedad, las redes sociales descentralizadas, generar tus propios eventos e ingresos.  

Edgar Martín-Blas, como otros muchos expertos que no solo hablan, sino que fundamentalmente hacen, coinciden en señalar una tendencia viendo cómo se comportan sus hijos ahora, entre los 12 y los 22 años.

“Mi hijo no ve TV, no usa internet y las redes sociales como se hacía hasta la fecha, solo para lanzar gráficas con eventos en proto metaversos donde apenas juegan, sí socializan y  se organizan y se gobiernan y generan sus ingresos, solo se divierten haciendo eventos y el 80% del sueldo va a comprar esos ítems virtuales, no los físicos”, explica a T21/Prensa Ibérica.

En definitiva, esta nueva cultura de consumo se está significando más en invertir en su identidad digital que en su identidad en el mundo real. Esto es una prueba más de un cambio generacional que se aleja de las plataformas Web y de la cultura digital de consumo y comportamiento que representaban para ir abriendo otro camino.

Largo plazo

Las tecnologías nuevas tienen un periodo de implantación masiva largo. Así ha sido la evolución de Internet. A principios de los 90 nace la WEB 1.0, estática, no en tiempo real, protagonizada por links.  En los primeros 10 años del siglo 21 se va desarrollando la Web 2.0, protagonizada por likes y la interacción en tiempo real.

La web 2,5 posterior está impulsada por la movilidad y la telecomunicación personal inteligente, y ahora está emergiendo la Web 3, protagonizada por ¿tokens, metaversos, inteligencias generativas…?

Como siempre ha dicho Bill Gates: sobrevaloramos a corto plazo lo que una tecnología puede cambiar el mundo o la economía, e infravaloramos el impacto cuando lo evaluamos a diez años vista.

Avatar del autor de este artículo en el Hotel RIU Edificio España. / Autor

Constante tecnológica

Si echamos la vista atrás, esta es una constante de la innovación tecnológica y el tiempo que tarda en implantarse y desplegarse, lo hemos visto con la construcción y uso de Internet, el desarrollo de la web, la implantación de los teléfonos inteligentes y lo veremos también con la construcción del Metaverso que es un típico proyecto de década, a diez años vista.

Y, sin embargo, el Metaverso ya existe, está en construcción. La tecnología de Metaverso hoy en día hace posible, entre otras cosas, construir y mantener mundos sociales virtuales persistentes donde las personas, representadas por avatares (personajes digitales) pueden vivir, crear, trabajar y entretenerse, como lo hacen en el mundo real y en nuevas formas, muchas de ellas aún por descubrir.

Mundos fusionados

También permite la progresiva fusión del mundo real y el mundo virtual y la cultura que emerge de esta nueva realidad extendida, cultura extendida, economía extendida, gobernanza extendida.

El experto en Big Data e Inteligencia Artificial aplicada al metaverso, Alexandre Hermida, señala a T21 que “los paralelismos entre los primeros mundos virtuales más masivos que experimentamos en los juegos de hoy y en la web en general son sorprendentes: centralizados, cerrados, propietarios y extractivos, con la supremacía de los accionistas sobre la voluntad del usuario. Un enfoque para prevenir esta realidad, para lograr un Metaverso abierto alternativo es seguir, al menos de forma parcial, algunas de las tendencias más claras en metaversos abiertos”. Ese es el camino desde luego que prefiere la Generación Z y la Alpha.

Algo se mueve

Muchas cosas han pasado y están pasando en España en 2022 y 2023. Por citar solo algunas, grandes empresas e instituciones en España han empezado a dar pasos firmes en la construcción del Metaverso. Las empresas del IBEX tienen su propio equipo de Metaverso, como Iberdrola o el BBVA, y están asociadas a empresas tecnológicas para el desarrollo de experiencias internas, en recursos humanos, por ejemplo, o experiencias piloto. Algunas veces tienen como partners tecnológicos en este empeño a entidades como Indra, NTT Everis o Accenture o a la ya comentada Utopia Virtual Voyagers.

Ferrovial desembarca en el metaverso con Infraverse: trata de conectar equipos de diferentes partes del mundo y hacer que trabajen a la vez como si estuvieran en la misma sala.

Virtualware, una de las empresas de referencia en España en realidad extendida aplicada al entorno profesional e industrial en general, tiene también su propia plataforma de realidad virtual inmersiva distribuida, en este caso con gafas de realidad virtual y posicionamiento espacial de los usuarios en esas grandes salas de inmersión y productividad compartidas.

Benidorm ya tiene su metaverso, un mundo virtual en el que los usuarios interaccionan libremente y amplían de forma inmersiva su experiencia previa a su viaje.

También en Fitur

En 2023 se han presentado en FITUR los metaversos de Benidorm, Gandía y Cuenca, que son bastante diferentes y solo representan un primer paso, a veces más ancladas estas propuestas en la promoción y el marketing mediático que en el desarrollo de verdaderos servicios que irán llegando.

RIU promociona la visita real de su terraza del edificio Hotel RIU España con fantásticas vistas virtuales que se extienden hasta la Casa de Campo madrileña, en el mundo de realidad virtual AltSpace.

La cadena de librerías y juegos de mesa Generación X está a punto de lanzar dos entornos virtuales compartidos sobre una plataforma de metaverso clásico de la empresa Cyberiada, donde artistas gráficos, de juegos y de cómics podrán tener encuentros virtuales con sus seguidores.

La ciudad de Málaga apuesta por el Metaverso, pero centrándose en una app amigable de realidad aumentada y la utilización de promociones y activaciones basadas en la cadena de bloques y los sistemas de recompensa de tecnología web3, mientras que en algunos metaversos seleccionados lo que van a ofertar es el merchandising con la imagen de la ciudad para los avatares.

Metaversos de la sostenibilidad

Nacen los metaversos para la Sostenibilidad, están en fase inicial de ideación y versiones alfa. Metav Ecoverse, del pionero mundial en metaversos Philippe Van Nedervelde, desde Tenerife, y Metaverso para la Sostenibilidad Atlantaria en Madrid, son ejemplos emblemáticos de este proceso.

En ambos espacios, los temas de identidad, confianza y reputación, roles sociales, reglas e interacción, son de especial relevancia y el substrato de IA y Blockchain son imprescindibles para llevar a cabo proyectos de metaversos sostenibles soberanos y cogobernados por sus usuarios.

Una década

Finalmente, España y sus empresas e instituciones volcadas en la innovación pueden jugar un gran papel en ese Metaverso del futuro.

Hablamos de la construcción del Metaverso en un proyecto de una década o más que requiere el acuerdo y la creación de estándares de muy diferentes agentes públicos y privados a nivel global, en el que las diferentes plataformas de metaversos puedan sumar y converger en un todo, un Metaverso abierto e interoperable.

Noticias relacionadas

Metaverso, concebido como el Internet del futuro, convergencia de mundos y capas de realidad extendida, Inteligencia Artificial y Blockchain con socioeconomías digitales más desarrolladas y transparentes.