Tribunales

La defensa del robo de Atrio: "Esperamos pronto noticias"

La abogada Sylvia Córdoba entrega el escrito pidiendo la puesta en libertad | Los dos detenidos, Constantin Dimitru y Lara Priscila, siguen en la cárcel de Cáceres

La defensa del robo de Atrio: "Esperamos pronto noticias"
2
Se lee en minutos
Miguel Ángel Muñoz Rubio

La abogada de los dos detenidos por el robo millonario de Atrio, Sylvia Córdoba Moreno, ya ha entregado a la jueza del Juzgado número 4 de Cáceres, Aida María de la Cruz de la Torre, que instruye el caso, el escrito para pedir que sus defendidos, Constantin Dimitru y Priscila Lara Guevara, salgan de prisión. Además, ha solicitado que cite a declarar a todos los empleados que trabajaron en el establecimiento la noche de los hechos, incluidos los gerentes, Jose Polo y Toño Pérez.

Dos semanas después de que los dos detenidos por este robo, ocurrido el 27 de octubre del año pasado, fuesen a prisión provisional, la defensa ha puesto en marcha su estrategia jurídica. También ha solicitado en su escrito que el establecimiento aporte a la causa su carta de vinos con el objetivo de encargar una pericial sobre el valor de los caldos sustraídos para determinar si realmente están tasados en 1.648.500 euros, como barajan los investigadores.

El valor de los vinos podría ser determinante, explicó Sylvia Córdoba, dado que el delito de robo prevé condenas más altas cuando los hechos revistan "especial gravedad, atendiendo al valor de los efectos sustraídos" o cuando "se sustraigan cosas de valor artístico, histórico, cultural o científico".

"Están desconsolados"

Durante su comparecencia ante la jueza, en aquel momento la titular del Juzgado número 2 que estaba de guardia, María del Ara Sánchez Vera, únicamente Constantin y Priscila respondieron a las preguntas de su defensa y no aportaron luz sobre el paradero de las 45 botellas, entre las que se encuentran 38 Romanée Conti, con un precio medio de 12.000 euros en la carta del restaurante cacereño; un Montrachet Grand Cru 1999 Magnum, con un valor de 25.500 euros, y "la que más dolió" a los gerentes de Atrio, un Chateau d’Yquem de 1806, valorada en 310.000 euros.

Se les imputa un delito de robo con fuerza en establecimiento abierto al público con la posible concurrencia de dos agravantes específicas: el elevado valor económico y el valor cultural y artístico de lo sustraído. En una entrevista con este diario, Sylvia Córdoba Moreno aseguró que sus defendidos son inocentes y sostuvo que "están desconsolados, desesperados. Quieren salir".

Fuentes judiciales recordaron ayer que el caso sigue en instrucción y que "desde el juzgado no se puede dar mucha más información a no ser que haya algún detenido más o cambie la situación procesal de alguno de los detenidos". Desde el juzgado número 4 indicaron que ayer estaban de guardia y que no podían responder a la prensa.

Tampoco avanzó nada la correduría de seguros de Zafra que cubre las propiedades del Relais & Châteaux cacereño. La aseguradora se presentó como parte afectada en el caso. Ahora mismo la compañía es la dueña de todas las botellas sustraídas, ya que el pasado marzo llegó a un acuerdo con los titulares del restaurante para abonarles una indemnización, pasados cinco meses del robo. Esa aseguradora se personó como acusación particular a través de un letrado, que ha presentado su reclamación contra los presuntos responsables de los hechos por los vinos y los costes derivados. Ayer comentaron que al ser agosto un mes prácticamente inhábil no había novedades.

Entretanto los dos detenidos siguen entre rejas y uno de ellos, Constantin, tendrá que declarar el 18 de octubre en Madrid por otro robo, curiosamente también de vinos. 

Noticias relacionadas