MEDICAMENTOS

Una nueva esperanza para combatir las crisis de 400.000 españoles que sufren epilepsia

  •  El Ministerio de Sanidad autoriza la financiación del cenobamato, indicado para pacientes con epilepsia focal (parcial) farmacorresistente.

  • Aproximadamente el 40% de los pacientes tienen esos episodios no controlados a pesar de que, antes, han tenido un tratamiento con al menos dos medicamentos antiepilépticos.

Foto de familia en la nueva presentación del medicamento para la epilepsia.

Foto de familia en la nueva presentación del medicamento para la epilepsia. / AP

4
Se lee en minutos

En España 400.000 personas padecen epilepsia. Una enfermedad neurológica, crónica e íntimamente ligada a la predisposición de padecer crisis espontáneas, que suceden debido a una actividad neuronal anormal en el cerebro. Crisis de enorme impacto a nivel personal, social, laboral...Aproximadamente el 40% de los pacientes tienen esos episodios no controlados a pesar de que, antes, han tenido un tratamiento con al menos dos medicamentos antiepilépticos. Es lo que se llama epilepsia farmacorresistente. Para estos pacientes se abre ahora una puerta a la esperanza: por fin -porque llega con 21 meses de retraso respecto a otros países europeos- el Ministerio de Sanidad ha aprobado la financiación en el Sistema Nacional de Salud de un nuevo fármaco destinado a adultos con epilepsia que no controlan sus crisis.

Se estima que más de 50 millones de personas en todo el mundo padecen epilepsia. En Europa, son en torno a seis millones. En España, en torno a medio millón. Pacientes que, desde ahora cuentan con una nueva opción (cenobamato, del laboratorio Angelini Pharma), un nuevo medicamento anticrisis que, según explicó en rueda de prensa Elvira Vacas, presidenta de la Federación Española de Epilepsia (FEDE), supone "un antes y un después para muchos pacientes, sus cuidadores y sus familias a los que les va a cambiar la vida" porque siempre están con miedo a vivir uno de esos episodios.

El 40% de las personas siguen experimentando crisis a pesar de haber sido tratados con dos fármacos para evitarlo.

Porque, se explicó en la convocatoria, aproximadamente, el 30-40% de las personas con epilepsia siguen experimentando crisis a pesar de haber sido previamente tratados con dos fármacos indicados para evitarlo. En ese sentido, Vacas se felicitó de la llegada de la nueva opción terapéutica aunque censuró que está disponible en España -no así en otros países de Europa (como Alemania), donde ya se comercializa- con 21 meses de retraso, aunque se ha venido utilizando en un programa de uso compasivo. La presidenta de los pacientes aprovechó para pedir la creación de un Observatorio de Epilepsia y mayor especialización de los equipos hospitalarios. "Solo un 25% pacientes son atendidos por un especialista en epilepsia", incidió.

Crisis espontáneas

En la rueda de prensa, la doctora Mar Carreño, directora de la Unidad de Epilepsia del Hospital Clínic de Barcelona y presidenta de la Sociedad Española de Epilepsia (SEEP), se refirió a una enfermedad neurológica "de la que se habla menos, cerebral, no psiquiátrica, no mental, aunque muchas personas tengan esa duda y que se caracteriza por una predisposición en el tiempo a generar crisis espontáneas". Aludió a una dolencia que arrastra muchas consecuencias.

A largo plazo, los pacientes sufren pérdida progresiva de memoria o más problemas de salud mental, como depresión.

Apuntó a "casos que remiten, donde las crisis se controlan", pero también a una gran parte de pacientes que necesitan tratamientos en periodos prolongados y seguimiento médico constante. "Estamos lejos de controlar la enfermedad en todos los pacientes", señaló la médico quien señaló que, a largo plazo, sufren pérdida progresiva de memoria o más problemas de salud mental, como depresión. Por no hablar, dijo, del estigma.

En las últimas décadas, añadió la especialista, han aparecido muchos fármacos antiepilépticos. "Hemos ganado mucho en seguridad y en fármacos con pocos efectos adversos graves", apuntó. El problema, añadió, es la eficacia para un porcentaje de pacientes con epilepsia farmacorresistente. En ese sentido, hasta ahora, no había grandes novedades. Por eso se felicitó de la aparición de una nueva terapia de la que en España ya existe experiencia por su uso compasivo en algunos enfermos. "Es un avance importante", indicó la doctora Mar Carreño.

Ensayos clínicos

Noticias relacionadas

La nueva terapia es un medicamento anticrisis con un mecanismo de acción indicado para el tratamiento en adultos con epilepsia que no han sido controlados de forma adecuada a pesar de haber usado un tratamiento previo, con al menos otros dos fármacos. El doctor Vicente Villanueva, jefe de Sección de Neurología en la Unidad Clínica de Epilepsia Refractaria del Hospital Universitario Politécnico de la Fe de Valencia, habló de un fármaco en tratamiento de las crisis focales (parciales) como terapia añadida en pacientes en los que han fallado los otros dos. "Lo más interesante son las respuestas completas o casi completas. Es decir, en pacientes que ya no tienen crisis", abundó.

En los ensayos clínicos, Aproximadamente, el 20% de los pacientes tratados alcanzaron la libertad de crisis mantenida por un periodo de al menos un año.

Según los últimos resultados de los ensayos clínicos con cenobamato, indicaron los especialistas, ha demostrado ser una solución eficaz y bien tolerada para el tratamiento de las crisis focales (parciales) en personas con epilepsia farmacorresistente. Aproximadamente, el 20% de los pacientes tratados alcanzaron la libertad de crisis mantenida por un periodo de al menos un año. Además, el uso del nuevo fármaco autorizado por Sanidad se asoció con una reducción de la medicación los que favorece la reducción de efectos secundarios.