SEXTA OLA

Las urgencias de los hospitales temen una avalancha de pacientes covid en las próximas semanas

  • "La segunda quincena de enero puede ser terrible", auguran los médicos; en Murcia, un 28% de quienes acuden a Urgencias ya son sospechosos de padecer la infección que no consiguen que les atiendan en sus centros de salud.

  • Los facultativos aseguran que la gente le ha perdido miedo a pisar los hospitales y han vuelto a acudir por cuestiones "banales como en la época pre-pandemia"

Entrada de Urgencias en el hospital de Bellvitge (Barcelona).

Entrada de Urgencias en el hospital de Bellvitge (Barcelona). / Manu Mitru

4
Se lee en minutos

Con la Atención Primaria colapsada y el desabastecimiento en las farmacias de test de autodiagnóstico de antígenos, los servicios de Urgencias de los hospitales españoles ya temen una avalancha de pacientes sospechosos de padecer coronavirus en las próximas semanas. De hecho, en comunidades como Murcia, los centros sanitarios ya están comprobando, con datos de ayer domingo, que un 28% de los pacientes que cruzan el umbral de Urgencias son casos sospechosos de covid-19. "La segunda quincena de enero puede ser terrible", auguran los médicos.

Así lo explica a EL PERIÓDICO DE ESPAÑA el doctor Pascual Piñera, vicepresidente de la Sociedad Española de Medicina de Urgencias y Emergencias (SEMES). Pone el ejemplo de su propio centro, el Hospital General Universitario Reina Sofia de Murcia. "Se está produciendo un incremento exponencial de pacientes. En las tres últimas semanas hemos subido de ver a un 8% de pacientes en nuestro circuito covid -en el centro tienen dos circuitos diferenciados, precisa- a, este domingo, un 28% de casos sospechosos, de los que en torno a un 18% se confirmaron como positivos".

Con los centros de salud saturadosy falta de stock de test rápidos de antígenos en las farmacias, la única salida es acudir a Urgencias

Piñera admite que esa avalancha de pacientes que esperan en las próximas semanas y esa subida que ya registran en los últimos días tiene una lógica explicación. Con los centros de salud saturados, sin poder atender a los casos sospechosos y falta de stock de test rápidos de antígenos en las farmacias, la única salida que queda a quienes necesitan confirmar su diagnóstico es acudir a las Urgencias de los hospitales, con el consabido colapso a sus puertas que, según el médico, irá en aumento a partir de los próximos días. "Somos los únicos abiertos 7 días a la semana, 24 horas al día y 365 días al año", señala Piñera.

Segunda planta para pacientes covid

Volviendo al ejemplo de su hospital, los datos que aporta el doctor Piñera dan idea del azote de esta sexta ola. "Más de la mitad de la UCI ya son pacientes covid en mi hospital. Y se está planteando una segunda planta. La situación no es buena. Ingresamos a entre un 8/10% de los pacientes que entran. El resto se van a sus casas, pero los vemos nosotros, porque al fin y al cabo somos la puerta de entrada al sistema sanitario, el único servicio siempre accesible", continúa.

Los sanitarios recomiendan a quien tenga sospecha de ser positivo que no acuda a Urgencias para no tensionar más el sistema

Pascual Piñera asume que los casos que les llegan no son de pacientes que, realmente, debieran acudir a Urgencias. El médico comprende que lo hacen porque no consiguen que, en sus centros de salud, les hagan una PCR o les atiendan telefónicamente para saber que han de hacer si, mediante un autotest, resultan positivos. De hecho, son muchos los sanitarios que en en estos días están recomendando a la población que, si ese es el caso, se autoaislen en sus casas sin acudir a Urgencias para no colapsar más el sistema.

El panorama que dibuja el vicepresidente de SEMES de cara a los próximos días es el siguiente: con las reuniones navideñas -en las que apela a la prudencia y el uso de la mascarilla- se verá un pico de nuevos contagios -y vistas a Urgencias- tras la Nochebuena. "Después, será el de Nochevieja y ya, la segunda quincena de enero, puede ser terrible", anticipa. Además, expone otro fenómeno que están constatando en los hospitales. "El miedo a acudir a Urgencias ha desaparecido. Estamos en cifras pre-pandemia. Si en un día normal, antes de estas semanas, había 275 enfermos entrando al día, ahora estamos en 320 o 330. La gente ya ha vuelto a venir por cosas banales".

No hemos salido de la pandemia

Por eso, indica el vicepresidente de SEMES, le llamó mucho la atención cuando, al comienzo del otoño, algunos dirigentes sanitarios, con el avance de la campaña de vacunación, se mostraban optimistas respecto a que se salía de la pandemia. "Nos queda mucha guerra todavía", asegura. Respecto a la decisión que pueden tomar Gobierno y comunidades en la reunión del próximo día 22 para hacer frente a la situación que nuevamente vive España, el urgenciólogo "espera que no se tomen medidas contra nosotros y, si nos queda un día libre, no nos lo suspendan porque estamos muy agotados después de dos años y necesitamos un descanso". No cree, por otro lado, que se adopten medidas comunes porque "las comunidades tendrían que ponerse de acuerdo en esas restricciones y alguna, como Madrid, ya ha dicho que no".

Apela, además, a que el Ministerio de Sanidad reconozca, de una vez por todas, la creación de la especialidad en Urgencias y Emergencias y de la especialidad de Enfermería de Urgencias y Emergencias "como ya existe en toda Europa" porque en España "no hay una formación reglada, estructurada y homogénea del colectivo". Una reclamación que la sociedad científica lleva años defendiendo, recuerda su vicepresidente, por el momento sin éxito.

Noticias relacionadas