COMUNIDAD VALENCIANA

Compromís cierra filas con Oltra, que se mantiene en la carrera electoral

El acto programado para apoyar un tercer gobierno de coalición con el PSOE se convierte en un baño de apoyo "sin fisuras" a una Oltra imputada esta semana por la Justicia

Mónica Oltra, con Juan Ponce, Joan Baldoví, Àgueda Micó y Joan Ribó, en una fiesta de Compromís.

Mónica Oltra, con Juan Ponce, Joan Baldoví, Àgueda Micó y Joan Ribó, en una fiesta de Compromís.

4
Se lee en minutos
Voro Contreras, Héctor Casero

Compromís ha celebrado este sábado un acto político con la vista puesta en el próximo año electoral en mitad de una de las semanas más complicadas de la coalición: la imputación de la líder de la colación naranja por la gestión del caso de los abusos sexuales de su entonces marido a una menor tutelada por la Generalitat entre 2016 y 2017.

El acto, que estaba previsto ya, ha coincido con la decisión del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana de citar como investigada a Mónica Oltra. La atención estaba puesta en las reacciones en la cúpula de los valencianistas, especialmente después de que Joan Ribó defendiese la necesidad de tomar una decisión colectiva desde dentro de la coalición.

Baño de apoyos a Oltra

Sin embargo, el acto que debía dar el pistoletazo de salida a una precampaña electoral con visos de ser inabarcable se ha convertido en un baño de apoyos de los dirigentes de Compromís a su líder. El primero en hacerlo ha sido el propio Ribó que ha dado comienzo a los parlamentos.

El alcalde de Valencia ha disipado las dudas y calmado los nervios al mostrar su apoyo "total" a Oltra. "No os hagáis ilusiones con las grietas", ha espetado el edil a quienes vieron en sus palabras de ayer una fisura en el seno del partido, aunque ha mantenido su posición sobre abordar la situación de Oltra desde el partido.

"Todo lo que pedimos y queremos no se entiende sin Mónica", ha afirmado Ribó que se ha dirigido a Oltra desde el atril para asegurarle que seguirá siendo "imprescindible" y se trabajará "en esa dirección".

Juan Ponce (Verds) ha mostrado también su apoyo absoluto a Oltra y ha afirmado que se trata de una persecución ante los logros políticos de Compromís. "Nos temen y nos persiguen porque no pudieron con nosotros en las urnas", ha alegado.

La secretaria General de Més Compromís, Àgueda Micó, ha agradecido a los militantes por aguantar y "no desfallecer" en unos momentos complicados como los que vive el partido.

Para Micó, la "persecución política" a Oltra se debe a que no les hayan podido "comprar" en los siete años que llevan en las instituciones y ha considerado que, como partido, son "imprescindibles" y eso les convierte en molestos.

Oltra, según Micó, no es la única víctima de la supuesta "persecución política, mediática y judicial" a Compromís. La secretaria general de una de las aristas del partido ha mencionado a otros miembros como Enric Nomdedéu, Rubén Trenzano o Pere Fuset. "Ella va a resistir y no está sola", ha indicado, a la vez que se ha mostrado segura de que "esta partida contra la derecha y la extrema derecha" la ganará la izquierda.

El diputado nacional de Compromís en el Congreso, Joan Baldoví, ha tirado de inglés y de alusión futbolera. "You'll never walk alone, Mónica" [Nunca caminarás sola, Mónica], ha indicado, repitiendo la icónica frase del himno del Liverpool. El de Sueca ha pregonado una defensa cercana de Oltra. "En mi familia, si atacan a una la defendemos todos, y si tocan a una nos defendemos todos. En mi partido tengo los mismos valores con mi familia, la lealtad. Si tocan a una, nos tocan a todos y si atacan a una, a todos", ha dicho.

En la línea de los otros miembros de la cúpula del partido naranja, Baldoví ha esbozado la visión de la persecución. "Compromís es una anomalía democrática que mejora la vida de la gente. Por eso quieren que desaparezcamos", ha afirmado.

Oltra: "El 'Botànic' sin Compromís no es 'Botànic'"

La intervención de la líder de Compromís era la más esperada. Este era su primer acto político tras ser citada como investigada por el TSJCV y después de explicar este viernes en rueda de prensa que "efectivamente", no valora abandonar su cargo como vicepresidenta, consellera y portavoz del gobierno valenciano. Frente a ella se encontraba muchos de los nombres importantes de Compromís, como los otros tres miembros de su partido en el Consell -Rafael Climent, Mireia Mollà y Raquel Tamarit-, el presidente de Les Corts, Enric Morerà, o la vicepresidente de la Diputación de Valencia, Maria Josep Amigó. Pero también hubo ausencias llamativas, como la del exconseller Vicent Marzà, cuyo nombre ha sonado como posible alternativa a Oltra como cabeza de cartel en las próximas elecciones autonómicas.

"Nunca me ha apartado de los valores de dignidad que me enseñasteis tú y papá", ha prometido a su madre una Oltra visiblemente emocionada al recordar a su padre fallecido en un accidente. La cara más conocida de Compromís ha lanzado un mensaje a la derecha durante su alegato familiar al asegurar que tiene el "honor de tener un hermano que no se dedicó en la pandemia a traficar con mascarillas, sino que las consiguió gratis".

Oltra ha asegurado que en Compromís se les ve con temor porque han llegado a las instituciones "para lo importante: que pueda haber una vida digna y un futuro" además de por querer "que el dinero público vaya al colectivo".

Oltra ha hecho referencia directa a su proceso judicial al hablar de una "guerra sucia en los tribunales" como medio para "amedrentar a la gente que quiere hacer políticas que no favorezcan a los poderosos".

"El 'Botànic' sin Compromís no es 'Botànic'. El 'Botànic' sin Compromís es García Paje [presidente socialista de Castilla-La Mancha].", ha acentuado la vicepresidenta de la Generalitat Valenciana.

Sobre su imputación, Oltra ha aseverado que se trata "de un tema colectivo y político", motivo por el que se ha mostrado "en pie" ante los asistentes para "ganar las elecciones y ganar vida". Con esta afirmación, Oltra parece despejar de nuevo cualquier duda ante su rumbo político.

Noticias relacionadas