Ante la violencia contra las mujeres: unanimidad política

2
Se lee en minutos
Una mujer sostiene un lazo morado en una manifestación del 8 de marzo por la igualdad en Bilbao.

Una mujer sostiene un lazo morado en una manifestación del 8 de marzo por la igualdad en Bilbao. / EFE/LUIS TEJIDO

En el año 2014 y como vicesecretaria general del PSOE - entonces en la oposición - me dirigí por carta a la secretaria general del PP, Ana Mato, para proponerle la construcción de un gran pacto de Estado contra la violencia de género. La realidad de esa violencia exigía, desde nuestro punto de vista, un trabajo impulsado, acordado y coordinado por todos los poderes públicos y todas las fuerzas políticas. Nuestra iniciativa partía de la base de que el Estado tenía la obligación de proteger a las mujeres amenazadas por sus parejas o ex parejas y que vivían situaciones de verdadero terror en sus casas siendo sus hijos, muchas veces también, víctimas de las agresiones y del miedo cotidiano. Pensábamos que los grupos políticos eran los principales responsables de elaborar ese gran pacto enviando así un mensaje contundente a los maltratadores: no importa quién gobierne, el combate contra la violencia de género es un compromiso de Estado.

Entonces y desgraciadamente, la iniciativa del PSOE fue ignorada por el gobierno del PP pero, en el año 2017, finalmente vio la luz el Pacto de Estado contra la Violencia de Género que aborda la violencia de género contra en todos los niveles de la sociedad y que ha resultado enormemente útil en la lucha contra el marco de violencia en el que viven tantas mujeres.

Aún así, y en lo que va de año, tenemos que lamentar el asesinato de 37 mujeres y 5 menores a manos del machismo criminal y que 24 niños y niñas hayan quedado huérfanos por esa causa. Esta brutal realidad ni siquiera refleja muchos otros aspectos de la violencia que se ejerce contra las mujeres y las niñas y que también requieren de atención urgente. El consumo muy temprano de pornografía entre nuestros adolescentes, por ejemplo, está formando a generaciones enteras en un concepto machista, violento y misógino de las relaciones sexuales con consecuencias realmente peligrosas para las niñas.

El Pacto de Estado contra la Violencia de Género debe actualizarse en 2022. Tras cinco años de vigencia, seguro que es posible mejorarlo. Las administraciones públicas conocen bien las virtudes y también las limitaciones de ese marco de trabajo y la necesidad de consolidarlo y de dotarlo de mayores recursos.

Noticias relacionadas

España es un país reconocido a nivel internacional por su amplio compromiso a favor de la igualdad y contra la violencia que sufren las mujeres. El alto grado de consenso político entorno a estos objetivos es nuestra principal fortaleza para el largo camino que aún nos queda por recorrer. La violencia que se ejerce contra las mujeres y las niñas no puede formar parte de la contienda política de unos contra otros. Esperamos que los grupos parlamentarios y los partidos levanten la vista, estén a la altura de la urgencia que este compromiso necesita y sepan, a través de un diálogo riguroso y sereno, resolver sus diferencias. Las mujeres y las niñas y el conjunto de la sociedad agradecerán, estoy segura, la unanimidad política contra la violencia de género. Sería un gran mensaje.


El 016 atiende a las víctimas de todas las violencias contra las mujeres. Es un teléfono gratuito y confidencial que presta servicio en 53 idiomas y no deja rastro en la factura. También se ofrece información a través del correo electrónico 016-online@igualdad.gob.es y asesoramiento y atención psicosocial mediante el número de Whatsapp 600 000 016. Además, los menores pueden dirigirse al teléfono de ANAR 900202010.