El bote más alto de Pasapalabra, para el concursante más extraordinario

El premio actual del programa de Antena 3 acumula ya más de 1,7 millones de euros

El bote más alto de Pasapalabra, para el concursante más extraordinario
2
Se lee en minutos
I. R.

Orestes y Rafa sigue haciendo historia en Pasapalabra tras volver a empatar en la última edición del popular concurso de Antena 3. Los concursantes compiten cada tarde desde hace meses por alzarse como vencedores de un rosco que, en caso de completarlo correctamente, les podría reportar un bote de más de 1,7 millones de euros, una cifra astronómica que les permitiría no sólo contemplar la vida mucho más cómodamente y con una mirada más dulce, sino incluso retirarse.

Y, pese a lo elevado de la cantidad, el bote que se disputan Orestes y Rafa cada tarde no es el más alto que ha repartido Pasapalabra a lo largo de su historia en España. De hecho, actualmente, el bote de Pasapalabra por el que compiten ambos concursantes (1.732.000 euros) es el cuarto mayor distribuido hasta ahora por el programa. A no ser que el bote siga resistiéndose y continúe creciendo hasta superar el mayor premio entregado nunca por Pasapalabra, que tendría que llegar al menos a los 2,2 millones de euros para batir esta marca.

El mayor bote de Pasapalabra

El bote más alto dado nunca por el popular concurso de Antena 3 se repartió hace 16 años (en 2006) y correspondió a un aspirante extraordinario. Todo parecía estar en su contra y, sin embargo, se llevó a casa una cantidad astronómica de dinero: nada más y nada menos que 2,19 millones de euros.

Era Eduardo Benito, tenía entonces 38 años y utilizó esa fortuna para abrir su propio negocio: una charcutería gourmet. Benito tenía todo en contra, como decíamos más arriba, no porque no tuviese capacidad suficiente para alzarse con el gran premio de Pasapalabra, sino porque el día que ganó era el primero que llegaba al programa. Y con eso tuvo bastante.

Y es que Eduardo Benito llegó, vio y venció, como Julio César. Aquel día, el concursante se estrenaba en Pasapalabra y no sólo llegó al rosco, sino que lo completó correctamente y se embolsó 2,19 millones de euros. Fue con la letra J y la respuesta fue Jiménez, en referencia al apellido del escritor español autor del libro 'Platero y yo': Juan Ramón Jiménez.

Noticias relacionadas

El segundo bote más alto de Pasapalabra se entregó diez años después, en 2016, y tenía un montante de 1,86 millones de euros. Fue para David Leo y hubo que esperar otros cinco años para ver cómo alguien se llevaba otro suculento premio: el mayor tercer bote de la historia del concurso en España.

En esta última ocasión, el premio era de 1,82 millones de euros y se entregó el año pasado a uno de los concursantes más queridos y seguidos de Pasapalabra: Pablo Díaz. El aspirante llevaba 260 programas a sus espaldas hasta que por fin logró la victoria total y se llevó el ansiado bote. Aquel día jugaba contra Javier Dávila, el flamante ganador de la edición especial de Pasapalabra en Halloween, emitida el lunes 31 de octubre de 2022, y uno de los veteranos más famosos de otro longevo concurso: Saber y Ganar.