Ikea rebaja el producto que todo el público pide: cuesta 10 euros menos

Es uno de los más vendidos

Ikea

Ikea

2
Se lee en minutos
R. P.

No hay mes de enero sin rebajas. Y eso lo saben bien todas las marcas. Hasta las de muebles. Ikea es la gran cadena de muebles sueca que lleva años conquistando el corazón de los españoles. Cuando se coló en nuestros hogares por primera vez fue cuando abrió sus primeras tiendas en las grandes capitales. Sus precios económicos (que en tiempos de rebaja lo son incluso más) basados en buena medida en la producción continua en cadena de muebles y en que los venden sin montar (el precio del montaje y el traslado que en el caso de los muebles suele ser elevado depende en este caso del comprador) han hecho que tenga cada vez más adeptos.

Ikea también tiene, como todas las grandes cadenas, que hacer ofertas para atraer cada vez a más público. No es de extrañar que vayas a por una cosa a la tienda y acabes con tres en el carrito, y eso como poco. El caso es que desde hace unos días esta multinacional ha bajado el precio de las sillas que todo el mundo tiene en el salón. Y lo ha hecho con ganas.

Las sillas “ingolf” que antes costaban 50 euros ahora solo valen 40 y lo cierto es que te pueden ayudar a subir mejor al cuesta de enero.

Pero que haya dado con la clave del éxito no significa que Ikea no esté intentando modernizarse. Ni mucho menos. A lo largo de los últimos años la cadena sueca ha aprendido del coronavirus y de la necesidad de acerar las tiendas a los consumidores. Y lo ha hecho con pequeños comercios que van abriendo en el centro de las ciudades y que permiten que los clientes compren por internet y que Ikea se lo lleve a ese comercio en lugar de a su casa.

De hecho el comercio on line ha sido siempre la gran pelea de los clientes de Ikea que se quejaban de los elevados precios que tenía la cadena de muebles suecos para llevarte lo que quisieras a tu casa. Ahora hay dos tipos de tarifa de tal manera que si el mueble en cuestión no es excesivamente caro Ikea te lo puede llevar a casa por un precio un poco más reducido del que solía tener antes. No obstante los técnicos de marketing de la cadena sueca (que te obliga a recorrer casi toda su tienda para comprar algo) saben que donde se ganar realmente dinero es haciendo que el cliente vea toda la exposición porque siempre se acaba llevando algo más de lo que pensaba en un primer momento. 

Noticias relacionadas