Truco del burrito: Poner la funda nórdica en minutos es posible y fácil

Este método se ha convertido en toda una revelación en redes sociales y se ha vuelto viral en cuestión de semanas

Truco del burrito: Poner la funda nórdica en minutos es posible y fácil
1
Se lee en minutos

No hay mejor momento en el día que cuando uno decide irse a la cama. El calorcito que desprenden nuestras sábanas, nuestro edredón... Ese momento de calma única que se consigue cuando llega la noche es incomparable.

Para conseguir el mejor confort ponemos de todo en la cama. Unas sábanas suaves, una manta que mantenga el calor y, el colofón final, una funda nórdica que nos haga sentir la sensación más amorosa posible dentro de la cama.

Pero es quizás esta última pieza de la cama la que más cuesta de poner porque suele ser una tarea de lo más pesada y es colocar bien la funda nórdica.

Conseguir que no quede una sola arruga, que quede bien colocado el relleno, que todo quede perfecto cuando esté en la cama... Estas son algunas de las cuestiones que debemos tener en cuenta a la hora de poner la funda nórdica.

Pero hay un truco y un método concreto muy efectivo y simple que funciona a la perfección: el truco del burrito.

Fácil, rápido y efectivo

El truco del burrito es un consejo que no vas a olvidar nunca pero que, para conseguir el mejor de los efectos, tienes que seguir a la perfección los siguientes pasos:

  1.  Dale la vuelta a la funda nórdica con las costuras hacia afuera y extiéndela en la cama. Recuerda que la parte de la cremallera debe quedar a los pies del la cama.

  2.  Coloca encima el relleno.

  3.  Alinea las esquinas tienen con la funda de la forma más perfecta posible.

  4.  Enrolla la funda al mismo tiempo que el relleno, a modo de "burrito".

  5.  Cuando se haya enrollado, coge ambas partes a la vez con una mano y, con la otra, mete la parte inferior de la funda debajo del rollo hasta llegar a la parte superior. 

  6.  Desenrolla y estira la funda nórdica al mismo tiempo, además de cerrar con la cremallera.

  7.  Sacude las esquinas y deja lo más plana posible la funda nórdica de tu cama.

Noticias relacionadas