MERCADOS

¿El Bitcoin ha sido el salvador del Salvador?

En este primer año desde su implantación como moneda oficial el Bitcoin se ha devaluado más de un 50%

Manifestantes protestan por el bitcoin en El Salvador. EPC

Manifestantes protestan por el bitcoin en El Salvador. EPC

3
Se lee en minutos

 Después de un año de que el presidente de El Salvador, Nayub Bukele de 41 años, hubiera aprobado la ley que establecía la criptodivisa como moneda legal, haciendo historia en el mundo al ser el primer país en legalizar completamente la criptografía para uso doméstico junto con la otra moneda oficial del país – el dólar estadounidense -, parece que el Bitcoin está haciendo más mal que bien.Para los que creen en el Bitcoin, El Salvador parecía un cripto-paraíso. Fue uno de los pocos lugares del mundo que el 7 de septiembre de 2021 incentivó el usar Bitcoin para comprar una Coca-Cola o una cerveza en la playa, pagar el alquiler, comprar una casa, pagar una tarjeta de crédito o enviar un pago a un vendedor de cerámica maya en el mercado local. Además, según su presidente, su uso atraería la inversión extranjera, generaría puestos de trabajo y traería múltiples beneficios económicos.

 Ante dicha decisión. el directorio ejecutivo del FMI instó al país a eliminar el “estatus del bitcoin como moneda de curso legal” a principios de 2022 ya que podría agudizar las vulnerabilidades fiscales del país, que si ya complicadas tras la pandemia, con grandes y crecientes necesidades de financiación, las consecuencias de emitir deuda usando esta criptodivisa agudizaría su débil situación fiscales, estimando un incremento de la deuda pública del país hasta un 96% del PIB y un déficit fiscal del 5% de PIB. Pero todas estas advertencias fueron inadvertidas por el Salvador.

Cabe comentar que según el artículo 9 del Decreto 201 Ley de Integración Monetaria estableció que “Todas las operaciones financieras, tales como depósitos bancarios, créditos, pensiones, emisión de títulos valores y cualesquiera otras realizadas por medio del sistema financiero, así como los registros contables del sistema financiero, se expresarán en dólares”, lo que fue un acierto porque de lo contrario, la situación del país sería más ajustada de lo que ya está por la emisión de deuda en Bitcoin, debido a la caída de ésta.

Para ejemplificar la situación, suponga que el Ministerio de Hacienda hubiera recibido el 8 de mayo de 2021 unos 1.000 bitcoins, lo que a la tasa de ese día hubiera representado más o menos unos 58,7 millones de dólares. Si ese mismo instante los hubiera convertido en dólares no habría habido ninguna pérdida, pero si hubiera decidido mantenerlo como activo y cambiarlo, apenas unos días después, el 29 de mayo, el monto que habría obtenido en dólares hubiera sido de 34.6 millones de dólares, un 41% menos. ¿Se imagina si en verdad toda la economía se hubiera 'bitconizado'?

¿Pero qué ha pasado con el Bitcoin y la economía de El Salvador?

Sin embargo, a poco más de un año, El Salvador está lejos de ser el sueño de un amante de las criptomonedas. Por el contrario, se ha convertido en una moraleja sobre lo que ocurre cuando un país adopta una criptomoneda, intenta integrarla en su economía y se presenta como un paraíso tecnológico y al final del día lo que se encuentra es que no ha sido el resultado esperado.

En este primer año desde su implantación como moneda oficial el Bitcoin se ha devaluado más de un 50%, varias agencias crediticias han bajado el rating al país como el S&P Global Ratings que la rebajo desde B a C y con perspectiva negativa, o Moody’s que también la puso en Caa3 y también con perspectiva negativa.

El gobierno invirtió sus escasos recursos en la cripto, emitió deuda y proyectos relacionados con la misma, habiéndose deteriorado su salud fiscal a medida que el Bitcoin se desplomaba, trayendo como consecuencia que ya casi nadie lo utiliza. De hecho, el Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (ICEFI) ha pedido la derogación de la Ley Bitcoin por los grandes costes y la falta de beneficios.  

Noticias relacionadas
Temas

Bitcoin