GUERRA EN UCRANIA

EEUU enviará 31 tanques Abrams a Ucrania

La prensa adelanta el anuncio oficial de Biden, que pone fin a reticencias de meses al envío de los carros pesado de combate | Los tanques no llegarán hasta el otoño pero la decisión se ha adoptado para impulsar el desbloqueo de envío de Leopard de Alemania

2
Se lee en minutos

Además de Leopard alemanes, Ucrania tendrá Abrams estadounidenses. Horas después de que el canciller alemán Olaf Scholz confirmara el giro en la postura de su gobierno y anunciara el envío de carros de combate pesados para respaldar a Kiev, lo mismo sucedía en Washington. Y el presidente Joe Biden ha comparecido este miércoles en la Casa Blanca para hacer el anuncio oficial de que ha aprobado en envío de 31 tanques M1 Abrams.

Los carros de combate no se entregarán inmediatamente, y filtraciones previas al anuncio oficial han marcado la entrega de los tanques, así como de ocho vehículos de apoyo, no antes del otoño. Pero la decisión se ha adoptado para contribuir a desbloquear la negativa alemana, así como para retomar la imagen de unidad de los aliados de la OTAN tras semanas marcadas por la falta de consenso. Y marca un cambio de postura de Administración del demócrata respecto al envío de estos carros pesados de combate, que el presidente ucranio Volodímir Zelenski llevaba tiempo reclamando pero que se temía que pudieran ser vistos por Moscú como un paso de escalada.

"El anuncio de hoy continúa el firme trabajo y compromiso de países de todo el mundo liderados por EEUU para ayudar a Ucrania a defender su soberanía y su integridad territorial", ha dicho Biden, que ha subrayado que "no se trata de una amenaza ofensiva a Rusia".

El mandatario también ha explicado que ha hablado esta mañana por teléfono con sus homólogos de Alemania, Francia, Reino Unido e Italia y ha dado un agradecimiento particular a Scholz "por su liderazgo y su firme compromiso con los esfuerzos colectivos". Cuando al acabar su comparecencia ha sido preguntado por una periodista sobre si había actuado obligado por el canciller alemán, Biden lo ha negado. "No me ha forzado a cambiar de idea. Queríamos asegurar que estábamos todos juntos. Es lo que hemos estado haciendo todo el tiempo y es lo que estamos haciendo ahora", ha asegurado.

Dificultades logísticas

Hasta ahora EEUU se había resistido a enviar los Abrams, su principal carro pesado de combate, en servicio desde 1980. Oficialmente se usaba entre otros el argumento de las dificultades logísticas que el tanque, de más de 60 toneladas, presenta para la batalla en Ucrania, incluyendo las complicaciones que representa la preparación especial que necesitarán los ucranios para manejarlos y as dificultades que entraña su mantenimiento.

Incluso la semana pasada el subsecretario de Defensa, Colin Kahl, parecía descartar el envío recordando a los periodistas tras una visita a Kiev que “los Abrams son una pieza de equipamiento muy complicada, costosa y para la que es difícil entrenar”.

Este miércoles, no obstante, Biden ha asegurado que la decisión de enviar los Abrams la ha recomendado el secretario de Defensa, Lloyd Austin, que le ha acompañado en el anuncio.

En otoño

Noticias relacionadas

Los Abrams, según las informaciones de prensa previas al anuncio, no saldrán de las reservas estadounidenses de las que hasta ahora ha estado saliendo la mayor parte de la ayuda militar que se ha estado dando a Ucrania, sino que se encargarán a los fabricantes. Para adquirir los 31 tanques se emplearán fondos de asistencia a Kiev que ya han sido aprobados por el Congreso.

Incluso antes del anuncio oficial de Biden el Kremlin había minimizado el impacto que tendrá la decisión. Según agencias de noticias rusas, desde el gobierno de Vladimir Putin se ha asegurado que “se quemarán como el resto" de tanques y se cree que su potencial de ayudar a Ucrania se ha sobrestimado.