VIOLENCIA MACHISTA

Los huérfanos de la violencia de género también tendrán pensión cuando el asesino no sea su padre

  • El Congreso de los Diputados impulsa una norma para mejorar la protección de estos niños y evitar que entren en una situación de pobreza

  • La ley contará con un amplio apoyo parlamentario, incluido el del PP

  • Desde 2013, 332 menores han quedado huérfanos como consecuencia de la violencia de género

Los menores huérfanos de la violencia de género afrontaban muchas dificultades tras el asesinato de sus madres. Archivo/ Pixabay

Los menores huérfanos de la violencia de género afrontaban muchas dificultades tras el asesinato de sus madres. Archivo/ Pixabay / Imagen de archivo / Pixabay

5
Se lee en minutos

332 niños y niñas han quedado huérfanos como consecuencia de la violencia machista desde 2013. Para muchos de ellos, el asesinato de sus madres ha desencadenado además una situación de vulnerabilidad y pobreza. El Congreso de los Diputados ha pactado sacar adelante una ley, que apoyarán la mayoría de los grupos incluido el PP, para evitar que estos menores tengan que lidiar con una espiral de dificultades económicas y burocráticas tras la pérdida de su progenitora.

Con la nueva ley se cubrirán ostensibles lagunas para reparar el daño de estos pequeños, especialmente los que se encuentran en situación de pobreza o vulnerabilidad: una vez se apruebe, los hijos de mujeres asesinadas por hombres que no son sus padres tendrán derecho a prestación o pensión de orfandad -a diferencia de lo que venía sucediendo- y la adopción de los huérfanos por parte de familiares no conllevará la pérdida de la ayuda de orfandad cuando la unidad familiar tenga rentas bajas.

En muchos casos, la familia tenía que renunciar a la adopción porque implicaba quedarse sin la ayuda económica. Otra casuística a la que se da respuesta es a los casos de presunción de abandono por parte del padre y existe una situación tasada de vulnerabilidad. Son medidas acordadas por PSOE y Unidas Podemos que serán ampliamente respaldadas.

Este martes, la Comisión de Igualdad de la Cámara Baja conocerá el texto legal procedente de la ponencia.

En la futura ley orgánica de mejora de la protección de las personas huérfanas víctimas de la violencia de género se introducen mejoras destinadas a facilitar la burocracia que tienen que afrontar estas familias con los trámites sucesorios en pleno proceso de duelo.

"El objetivo de la ley es que los hijos de las víctimas mortales de la violencia de género no se queden en una situación de desamparo desde el punto de vista familiar y también desde el económico, que no se tengan que ver en una situación que impida el pleno desarrollo de su vida. Que recuperen una vida normal lo antes posible y sean adultos sanos y plenos", asevera la directora de la Fundación Mujeres, Marisa Soleto.

La Fundación Mujeres y el Fondo de Becas Soledad Cazorla, que se dedican a atender a estas familias, fueron los que pusieron encima de la mesa la difícil realidad de estos niños, el laberinto burocrático y la situación de vulnerabilidad e incluso de pobreza que afrontan tras el crimen de sus madres. Sus demandas fueron recogidas por el PSOE en forma de proposición de ley.

La ley atribuirá a los juzgados de violencia sobre la mujer la competencia sobre cuestiones patrimoniales, lo que facilitará los trámites sucesorios. Incorporará medidas relativas a simplificar la disolución del régimen económico de gananciales y a la exención fiscal de las transmisiones patrimoniales y del incremento de valor de los terrenos de naturaleza urbana.

Para ello, el texto legal modifica la ley orgánica del Poder Judicial y la Ley de Enjuiciamiento Civil.

"Es evidente que un menor de edad, incluso un mayor de edad en su primer juventud, entra en una situación de vulnerabilidad cuando sucede un crimen por violencia de género. Todo este tipo de medidas están encaminadas a contrarrestar esa vulnerabilidad: se trata de que dejen de ser vulnerables lo antes posible, de que puedan continuar con su vida lo antes posible", subraya Soleto.

Amplio apoyo parlamentario

El texto resultante de la ponencia contará con un amplio apoyo parlamentario, según ha podido saber EL PERIÓDICO DE ESPAÑA. El PP, que ha introducido dos enmiendas en la proposición de ley, apoyará la norma, al igual que Cs y el amplio espectro de la izquierda.

"Es una buena noticia por varias razones. El pacto entre grupos es un factor que le viene muy bien al avance de los derechos de las mujeres víctimas, y en este caso de sus hijos e hijas. Y nos permite seguir mejorando el sistema de reparación del daño de huérfanos y huérfanas", destaca la directora de la Fundación Mujeres.

"El golpe emocional que supone vivir un crimen de violencia de género es irreparable", continúa Soleto, pero es necesario procurar protección adecuada contra la pobreza y la vulnerabilidad.

Las enmiendas de los populares son relativas a la mención del Pacto de Estado contra la Violencia de Género -que demanda acciones de protección de los menores víctimas de la violencia machista- y a la puesta en marcha, en un plazo de tres meses, de una campaña para difundir la existencia de estos derechos de los huérfanos.

En el Pacto de Estado contra la Violencia de Género se insta a ampliar y mejorar las medidas dirigidas a su asistencia y protección, con la implantación de nuevas prestaciones en los casos de orfandad como consecuencia de esa violencia de género; a revisar las medidas civiles relativas a su custodia; a fomentar las actuaciones de refuerzo en el ámbito educativo y a impulsar la especialización de los puntos de encuentro familiar para los casos relacionados con violencia de género".

Noticias relacionadas

Registrada por el grupo socialista, la proposición dio su primer gran paso cuando PSOE y Unidas Podemos pactaron enmiendas conjuntas al texto. El acuerdo se ha extendido y previsiblemente el Pleno del Congreso le dé el visto bueno antes de que termine el año.

Esta ley viene a mejorar la norma de mejora de la situación de orfandad de hijas e hijos de víctimas de violencia de género, aprobada en 2019 y que ya dio los primeros pasos en la protección económica de los huérfanos, aunque fueron pasos insuficientes.

Pide ayuda

El 016 atiende a las víctimas de todas las violencias contra las mujeres. Es un teléfono gratuito y confidencial que presta servicio en 53 idiomas y no deja rastro en la factura. También se ofrece información a través del correo electrónico 016-online@igualdad.gob.es y asesoramiento y atención psicosocial mediante el número de Whatsapp 600 000 016. Además, los menores pueden dirigirse al teléfono de ANAR 900202010. Todos los recursos contra la violencia de género.