DERECHO AL ABORTO

Una cofradía de Zamora impone "no haber incurrido en aborto" a las candidatas a la presidencia

Hermanos de La Soledad se revelan por las condiciones exigidas a los aspirantes al cargo, que tampoco pueden estar casados por lo civil

Cofrades y asociadas de La Virgen de La Soledad procesionan en una edición pasada de la Semana Santa. M. J. C.

Cofrades y asociadas de La Virgen de La Soledad procesionan en una edición pasada de la Semana Santa. M. J. C.

2
Se lee en minutos
M. J. Cachazo

Los requisitos que deben cumplir los candidatos a la presidencia de la Virgen de la Soledad de Toro (Zamora) han suscitado el rechazo de algunos cofrades, que los definen como “anclados en el pasado”. La polémica ha surgido a raíz de que, entre otras condiciones, las aspirantes a desempeñar el cargo de presidenta, “no deben haber incurrido en aborto”.

Además, la cofradía exige, “según la legislación eclesiástica”, que los candidatos no estén en “situación irregular”, en alusión a “matrimonios a prueba, uniones libres de hecho, católicos unidos por mero matrimonio civil y católicos divorciados que se han vuelto a unir civilmente con otra persona”. Para los cofrades que rechazan las condiciones impuestas es necesario adaptarlas a la “sociedad actual”.

Ante la polémica suscitada, la presidenta en funciones de la hermandad, Flor Fernández, remarcó que tan solo los cofrades que decidan presentar su candidatura a la presidencia deben cumplir las citadas condiciones y que no se exigirán al resto de miembros de la junta directiva. No obstante, reconoció que, aunque los requisitos están “anticuados”, se ajustan a la “legislación eclesiástica”, y que son los mismos que ya se exigieron en la anterior cita electoral celebrada en el 2018.

No obstante, matizó que los cofrades disconformes con las exigencias planteadas para ser candidato a presidente, podían haber solicitado su modificación en la última asamblea general celebrada el pasado sábado, a la que tan solo asistieron 23 personas, de las que ocho forman parte de la directiva que ha cesado en sus funciones, y a pesar de que la cofradía cuenta con cerca de 400 hermanos. El resto de requisitos que deben cumplir los candidatos son ser mayor de edad, estar bautizados, formar parte de la cofradía desde hace, al menos, cinco años y “no haber rechazado la fe públicamente”.

Las elecciones, el 10 de febrero

La cofradía de la Virgen de la Soledad de Toro ha convocado para el 10 de febrero las elecciones para renovar la junta directiva y designar al nuevo presidente. El plazo para presentar las candidaturas se prolongará hasta el 8 de febrero. Los hermanos que quieran desempeñar el cargo deben enviar su candidatura en un sobre cerrado a la secretaria en funciones de la cofradía. El sobre debe contener una lista integrada por nueve cofrades, encabezada por aquella que opte al cargo de presidente y las candidaturas se harán públicas el mismo día de las votaciones.

Noticias relacionadas

Las elecciones se celebrarán el viernes 10 de febrero en los salones parroquiales de San Julián de los Caballeros, entre las 18.30 y las 20.30 horas y, acto seguido, tendrá lugar el recuento. La mesa estará formada por la secretaria en funciones de la cofradía, la hermana más joven y la de mayor edad presentes en el momento de comenzar la votación. En el proceso podrán participar todas las asociadas mayores de 14 años, que deberán identificarse con el DNI.

En una primera vuelta será elegida la candidatura que alcance la mayoría absoluta de votos. Si ninguna de las listas logra la mayoría absoluta se celebrará una segunda vuelta entre las dos candidaturas más votadas y, en el caso de que se produjera un empate, será elegida la encabezada por la persona de mayor edad. Finalizado el escrutinio será proclamada la nueva presidenta, elección que debe ser ratificada por el obispo de Zamora.