CLEFEDRONA

4-CMC: la nueva droga que circula por las calles de España

  • La Policía Nacional en colaboración con la DEA y los Países Bajos han incautado 20 kilogramos de esta sustancia en Burgos

  • Tres personas han sido detenidas en la operación

La Policía Nacional ha intervenido más de 20 kilos de una nueva droga, denominada 4-CMC, en Burgos

La Policía Nacional ha intervenido más de 20 kilos de una nueva droga, denominada 4-CMC, en Burgos / Policía Nacional

1
Se lee en minutos

El pasado sábado 7 de mayo la Policía Nacional en colaboración con la Administración de Control de Drogas de Estados Unidos (DEA) y la Policía Nacional de Países Bajos han incautado más de 20 kilos de una nueva droga conocida como 4-CMC o Clefedrona. Esta sustancia produce "efectos adversos típicos de drogas estimulantes como taquicardias, agitación y movimientos espasmódicos, además de otros riesgos asociados que incluyen fallo cardíaco y psicosis". La operación en la que han intervenido los cuerpos de seguridad se ha realizado en Burgos y en ella han sido detenidas tres personas.

Según un comunicado difundido este sábado por el Ministerio del Interior, también se ha podido incautar en Ámsterdam (Países Bajos) más de 240 kilos de otra droga (3MMC) y detener a otras tres personas.

"La sustancia 4-CMC aumenta la concentración neuronal del neurotransmisor dopamina. Los usuarios de dicha droga describen efectos similares a la de otros estimulantes, particularmente parecidos a los efectos producidos por el MDMA, incluyendo aumento del estado de ánimo y de la sociabilidad", según han explicado en una nota.

4-CMC ¿Qué es y que efectos produce?

Esta sustancia conocida como 4-CMC o 4-ChloroMethCathinone, es una nueva droga de investigación procedente de la familia de las catinonas sustituidas. La 4-CMC actúa como un potente liberador de dopamina, que son hormonas cerebrales relacionadas con la felicidad, a diferencia de drogas que producen efectos similares como el MDMA, esta sustancia no actúa como inhibidor de la recaptación. Para el consumo, se presenta en grandes cristales transparentes y se introduce por vía oral o nasal.

Esta sustancia está prohibida en un gran número de países europeos. Sin embargo, su consumo no está regulado en Estonia, Eslovenia, Serbia, Liechtenstein e Islandia. Sobre todo, el 4-CMC es distribuida a través de internet, donde a través de portales y páginas los consumidores adquieren este producto tóxico.

Noticias relacionadas
Temas

Drogas