Los gastos de guardería, un posible beneficio en la declaración de la renta

Las madres trabajadoras con hijos menores de 3 años podrán deducir los gastos de guardería en la declaración de la renta

Niño pintando en una guardería.

Niño pintando en una guardería. / Imagen de archivo

1
Se lee en minutos

Con la campaña de la Renta 2022, en marcha desde el pasado 6 de abril, las dudas técnicas siguen siendo un quebradero de cabeza para muchas personas. No obstante, el margen hasta el 30 de junio, fecha en la que expira el plazo para presentar la declaración de la renta en cualquiera de sus formas (telemática, telefónica o presencial), aún es amplio.

La situación familiar es uno de los aspectos básicos que afectan a las cuentas con Hacienda. Entre los distintos gastos relativos al núcleo familiar y que se pueden desgravar en la declaración de la renta, se incluyen los gastos de la guardería. Un beneficio fiscal aún desconocido para algunos, ya que la Agencia Tributaria lo instauró hace tan solo dos años.

Cómo funciona la deducción de los gastos de guardería

Se trata de una ayuda pensada para madres trabajadoras con hijos menores de tres años que tengan derecho a la aplicación del mínimo por descendientes y que realicen una actividad por cuenta propia o ajena dadas de alta en la Seguridad Social o mutualidad, explica la Agencia Tributaria.

Las personas en esta situación "podrán minorar la cuota diferencial de su IRPF hasta en 1.000 euros anuales por cada hijo/a menor de tres años" a fin de deducir estos gastos. Si se cumplen las condiciones establecidas, dicha cuantía se asignará en la declaración anual de IRPF si se cumplen con las condiciones establecidas, aunque no se podrá solicitar su abono anticipado. En este sentido, se consideran como gastos de custodia las cantidades pagadas si cumplen estos requisitos:

  • Cuotas pagadas a guarderías o centros de educación infantil autorizados.

  • Gastos por preinscripción y matrícula de menores de tres años, asistencia, y alimentación.

  • Estos gastos no pueden tener la consideración de rendimientos del trabajo en especie exentos.

  • Su abono corresponde a gastos que se hayan producido por meses completos.

De esta forma, esta ayuda de 1.000 euros para las madres trabajadoras supone un incremento de la deducción por maternidad por gastos de guardería, por lo que se añade a los 1.200 euros que cobran las madres trabajadoras por la deducción de maternidad.

Noticias relacionadas
Temas

Renta