Violencia machista

Cada hora se denuncian 17 casos de violencia de género en España

Crecen las denuncias por maltrato y violencia sexual: aumenta la concienciación frente a las violencias machistas

Cada hora se denuncian 17 casos de violencia de género en España
11
Se lee en minutos
Violeta Molina Gallardo y Nacho García

Cada hora se denuncian 17 casos de violencia de género en España y cada cuatro horas, una violación, según informa EL PERÍODICO DE ESPAÑA. La concienciación y el rechazo social frente a las violencias machistas se está traduciendo en un crecimiento progresivo del número de denuncias: en los primeros seis meses del año se interpusieron 75.722 por violencia de género, 420 cada día. Más de dos millones desde 2007. Además, entre enero y septiembre se denunciaron 1.601 violaciones, cinco diarias.

La tendencia es creciente en violencia íntima y sexual, se vienen registrando números cada vez mayores año a año, con la excepción de 2020 que, debido al impacto de la pandemia, concluyó con cifras más bajas. Tanto desde Interior como desde el Ministerio de Igualdad se destaca que estos incrementos dejan traslucir una mayor conciencia de las víctimas y confianza en las instituciones. Los cuerpos policiales protegen a 4.000 víctimas más que a finales de 2020.

En la víspera de la conmemoración del Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, EL PERIÓDICO DE ESPAÑA ha elaborado una radiografía de la prevalencia del maltrato machista en España. Desde 2003, 1.118 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas, pero estos crímenes son sólo la manifestación más extrema de una violencia que impacta en millones de mujeres y niñas en este país y en todo el mundo.

Millones de víctimas

El 57,3 % de las mujeres mayores de 16 años que viven en España han sufrido algún tipo de violencia machista a lo largo de su vida (11,3 millones), según la Macroencuesta de Violencia sobre la Mujer de 2019: más de 4 millones han padecido violencia física; 2,8 millones, violencia sexual y más de 8 millones aseguran haber sido víctimas de acoso sexual.

Este macroestudio estadístico indica que una de cada tres mujeres ha sido maltratada física, sexual, psicológica o económicamente por una pareja o expareja, 6,6 millones. Alrededor de 3 millones han recibido malos tratos físicos o violencia sexual por parte de un compañero sentimental. De la macroencuesta se desprende que más de 1,68 millones de niños viven en hogares en los que su madre sufre violencia de género por parte de su pareja o expareja y la mitad de ellos ha padecido también el maltrato del agresor.

"Es muy importante lanzar un mensaje a las mujeres de nuestro país, en primer lugar de humildad. No vamos a descansar hasta que lleguemos siempre a tiempo, hasta que erradiquemos todas las formas de violencia contra las mujeres, mientras siga habiendo un solo asesinato machista, una sola agresión sexual, una situación de acoso en un centro de trabajo, en un bar, en una salida nocturna, ahí vamos a estar las instituciones para seguir corrigiendo, ampliando, promocionando todas las herramientas y mecanismos que tenemos a nuestro alcance", ha asegurado la ministra de Igualdad, Irene Montero, tras el Consejo de Ministros.

1.118 mujeres asesinadas desde 2003

Los asesinatos machistas son la expresión más cruel de la violencia de género. Desde 2003, 1.118 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas, 37 en lo que va de 2021, mientras que permanecen tres casos en investigación. Uno de cada cinco agresores se suicidaron tras matarlas, por lo que no podrán ser juzgados por sus crímenes.

Según datos de la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género, en el 20,7 % de estos 1.118 casos mortales constaban denuncias previas contra el agresor.

Las comunidades con más víctimas mortales son Andalucía (225), Cataluña (177), Comunidad Valenciana (139) y Madrid (117), mientras que los números absolutos más pequeños corresponden a Ceuta (2), Melilla (5), La Rioja (6) y Cantabria (10).

Ahora bien, si se cruzan los datos de los asesinatos de género cometidos cada año en cada territorio autonómico con las poblaciones anuales de esas regiones se descubre que las mayores tasas de crímenes machistas en el ámbito de la pareja y la expareja por cada millón de habitantes se dan en Melilla (2,8 por millón), Canarias (1,7), Andalucía (1,4) y la Comunidad Valenciana y Asturias (1,3).

La gran mayoría de las mujeres asesinadas, 950 de las 1.118, tenían edades comprendidas entre los 21 y los 60 años. El 65 % de ellas eran españolas, el 33 %, extranjeras, y en 18 casos no consta su nacionalidad.

En el momento del asesinato, el 65 % convivía con su agresor y el 61 % mantenía con él una relación. El 16,6 % estaba en fase de separación y el 22,2 % había roto el vínculo.

Las cifras absolutas de asesinatos han variado mucho en función de los años: frente a los 76 feminicidios de 2008 y los 73 de 2010, el 2020 se cerró con 46 crímenes y en lo que va de 2021 son 37 las mujeres asesinadas.

A los 1.118 asesinatos de mujeres hay que sumar los crímenes por violencia vicaria: 44 pequeños y pequeñas han sido asesinados por sus padres o las parejas o exparejas de sus madres desde 2013. En estos ocho años, 330 niños han quedado huérfanos por culpa de la violencia machista.

Ampliar el concepto de feminicidio

En España se contabilizan los asesinatos de mujeres por parte de su pareja o expareja, pero la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género comenzará a elaborar a partir de enero de 2022 una estadística más amplia de feminicidios.

Formarán parte de este conteo las víctimas mortales de la violencia vicaria, la empleada para hacer el máximo daño a una mujer a través de la agresión a los hijos o a otras figuras importantes para ella. En esta categoría entrarán los hijos menores de la mujer, pero también las mujeres de su entorno asesinadas por su pareja o expareja: madres, hermanas, amigas, etcétera. Al tratarse del concepto "feminicidio", no se incluirán en esta estadística los crímenes mortales de hombres que sean asesinados para hacer daño a una mujer.

Figurarán los asesinatos de mujeres por violencia sexual, en la que se tendrían en cuenta también los crímenes de mujeres sometidas a situaciones de explotación sexual, trata y prostitución y otras violencias contempladas en la futura ley de garantía integral de la libertad sexual; los perpetrados en el ámbito de la violencia familiar; los crímenes por violencia vicaria y, más allá, los asesinatos de mujeres que se cometan en un entorno social más amplio, por ejemplo, en los que los agresores de las mujeres sean empleadores, compañeros de trabajo o vecinos.

El portal Feminicidio.net realiza desde hace años un seguimiento de los feminicidios de España: en 2019 contó 105 casos, 83 en 2020 y 70 en lo que va de 2021.

Crecen las denuncias

Desde 2007 se han presentado más de dos millones de denuncias por maltrato en el ámbito de la pareja. Las cifras anuales venían creciendo de forma ininterrumpida desde 2013. Sin embargo, el confinamiento domiciliario y las restricciones a la movilidad que se impusieron durante 2020 para paliar las consecuencias de la crisis sanitaria provocaron un descenso del 10 % en las denuncias contabilizadas por el Consejo General del Poder Judicial.

El ritmo ya se ha estabilizado en el primer semestre de 2021: entre enero y junio se interpusieron 75.722 denuncias, con lo que ya se han recuperado los niveles previos a la pandemia. Sube asimismo la protección policial a las víctimas: los distintos cuerpos policiales protegen a 4.500 mujeres más que a finales de 2020. A fecha 31 de octubre, hacían seguimiento de 68.188 casos de violencia de género, 4.532 más que cuando comenzó el año, según datos del Ministerio del Interior. Esta cifra ha aumentado un 7 % en estos 10 primeros meses de 2021.

También ha crecido en estos diez meses la detección del número de menores hijos de mujeres víctimas que se encuentran actualmente en peligro de ser agredidos por el maltratador de sus madres, un 54 %, hasta los 647 pequeños. Y la identificación de aquellos niños y niñas en situación de vulnerabilidad por vivir en contextos de violencia se ha incrementado un 30 %: la cifra es de 6.735.

En los seis primeros meses del año, los juzgados han dictado 19.304 condenas por maltrato ( el 73,11 % y el 75,22 % del total de sentencias del primer y el segundo trimestre).

Otro indicador que presenta un ritmo ascendente es el de las llamadas al servicio de atención telefónica 016, que ha superado la cifra del millón de llamadas recibidas desde que se puso en funcionamiento en septiembre de 2007. Sólo de enero a octubre de este año, casi 73.000 personas se han puesto en contacto con el 016.

En cuanto a la protección a las víctimas, el Ministerio de Igualdad incide en que más de 10.300 agresores han estado controlados por pulsera telemática. Su implantación ha ido creciendo de forma progresiva: en septiembre de este año, un total de 2.499 hombres llevaba este mecanismo de control. Hace unas semanas, el Consejo General del Poder Judicial precisaba que son 190 mujeres menores de 21 años llevan un dispositivo telemático por el riesgo de sufrir una agresión por su pareja.

"El desarrollo legislativo y de políticas públicas es útil, salva vidas y tiene efectos positivos que permiten a las mujeres desarrollar sus proyectos de vida libres de violencias", ha afirmado Irene Montero.

Violencia sexual

Si la violencia de género en la pareja permanece oculta en más del 70 % de los casos, en la violencia sexual esa cifra opaca es mucho mayor.

Según la Macroencuesta, el 13,7 % de las mujeres de España ha sufrido violencia sexual, 704.000 cuando no habían cumplido los 15 años. El porcentaje de mujeres violadas es del 2,2 %, esto es, 453.000. La Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género cifra en el 8 % el número de víctimas que denuncian estos hechos.

Sin embargo, poco a poco crecen las denuncias. Desde 2014 suben, con la excepción de 2020 por la crisis sanitaria. En los primeros 9 meses de 2021, Interior ha registrado un importante incremento de los hechos delictivos conocidos.

Entre enero y septiembre se denunciaron en España 1.601 violaciones, una cada cuatro horas. El Ministerio del Interior indica en su Balance de Criminalidad que este dato supone un incremento del 30 % de denuncias por violación en comparación con el mismo periodo de 2020 y del 14 % si se compara con la cifra registrada en los tres primeros trimestres de 2019, año sin pandemia.

Se trata del delito denunciado que registra un mayor incremento porcentual, lo que no necesariamente significa que exista un aumento de estos hechos, como aclara Interior, sino que puede estar relacionado con políticas de concienciación social que han provocado "una mayor disposición de las víctimas a denunciar estos delitos y a poner sus casos en manos de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, reduciendo de esta forma los niveles de infradenuncia que pueden existir en estos tipos penales".

"Los datos de aumento de las denuncias de agresiones sexuales nos hablan de una mayor visibilización, toma de conciencia y de una mayor confianza de las mujeres en las instituciones", ha afirmado la ministra de Igualdad.

Interior también informa del aumento de la denuncia del resto de delitos contra la libertad e indemnidad sexuales: 11.037, un 26,5 % más que en los nueve primeros meses de 2020 y un 8,6 % más que en el mismo periodo de 2019. Estas cifras indican que cada día se denunciaron 46 hechos delictivos de esta naturaleza.

En 2020, último año del que se disponen cifras completas, las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado contabilizaron 12.769 víctimas de delitos contra la libertad e indemnidad sexuales de las que más de 10.800 eran mujeres (el 85 %). En el caso de las violaciones, acoso sexual y agresiones sexuales sin penetración, el porcentaje de víctimas de sexo femenino sube hasta el 92 %.

Alerta sobre ciberdelincuencia sexual

El Ministerio del Interior ha alertado del aumento de la ciberdelincuencia sexual: en 2020 hubo un 12,4 % más de casos conocidos que en 2019, un total de 2.029 hechos, una cifra que casi duplica a la registrada en 2014.

El departamento de Fernando Grande-Marlaska destaca que esta modalidad delictiva afecta a los menores de edad, que son casi el 80 por ciento del total de las víctimas, mientras que los agresores son mayoritariamente hombres de 41 a 64 años.

El 016 atiende a las víctimas de todas las violencias contra las mujeres. Es un teléfono gratuito y confidencial que presta servicio en 53 idiomas y no deja rastro en la factura. También se ofrece información a través del correo electrónico 016-online@igualdad.gob.es y asesoramiento y atención psicosocial mediante el número de Whatsapp 600 000 016. Además, los menores pueden dirigirse al teléfono de ANAR 900202010.

Noticias relacionadas