MADRID

Así es Valdecarros, el faraónico desarrollo urbanístico en el que se construirán más de 50.000 pisos

  • El proyecto de urbanización y puesta en marcha del mayor programa de actuación urbanístico de la capital contempla una inversión total de 7.600 millones de euros

  • Las primeras viviendas de la zona podrían empezar a construirse a mediados de 2024, con la entrada de los primeros vecinos a finales de 2025 o principios de 2026

Así es Valdecarros, el faraónico desarrollo urbanístico en el que se construirán más de 50.000 pisos
3
Se lee en minutos

Madrid crece urbanísticamente por todos los costados. El mayor crecimiento es por el sureste, a continuación del Ensanche de Vallecas y del distrito de Vicálvaro. En esta zona están en desarrollo programas de actuación urbanística (PAU) como Valdecarros, El Cañaveral, Los Berrocales, Los Cerros o Los Ahijones. Cada uno de ellos se encuentra en un punto de ejecución diferente, en El Cañaveral ya hay vecinos y en Los Ahijones aún no han empezado las primeras labores de urbanización.

De todos los anteriormente citados, Valdecarros es el de mayor tamaño y mayor inversión presupuestada para la urbanización, un total de 7.600 millones de euros a ejecutar en 18 años. El ámbito albergará 51.656 nuevas viviendas. “Comunidad de Madrid y Ayuntamiento son propietarios del 36% de Valdecarros. Tienen un peso muy alto y aquí podrán hacer política de vivienda. Aquí tienen el suelo sobre el que construir”, señala Luis Roca de Togores, presidente de la Junta de Compensación del desarrollo urbanístico, en una entrevista a EL PERIÓDICO DE ESPAÑA.

Este nuevo barrio en Madrid está de actualidad en los últimos meses, después de protagonizar su primera transacción de suelo. La gestora de fondos española Azora cerró la compra de 1,08 millones de metros cuadrados a varios de los antiguos dueños del ámbito. Esto le posiciona como el tercer máximo propietario de terrenos. Fue una operación de suelo importante en el mercado español al tratarse de suelo en gestión, es decir, en el que aún no se puede construir. En el comunicado de prensa de la operación, desde la Junta se valoró muy positivamente esta transacción.

Plazos de ejecución

La Junta de Compensación está diseñada con un modelo novedoso en el mundo del urbanismo. “La Junta se queda con bastante patrimonio para financiar hasta dos tercios de la urbanización. Esto supone entono a 1.000 millones de euros en suelo. Esto supone pasar de ser una gestora a convertirse en un agente de mercado”, comenta su presidente. El organismo será el único propietario del suelo no residencial, a excepción de las Administraciones Públicas.

El proceso de urbanización se va a dividir en ocho etapas, que durarán hasta 18 años, hasta 2038. La primera dio el pistoletazo de salida en septiembre del pasado año, con una inversión estimada de 30 millones y 2.580 viviendas en el pipeline. La segunda y tercera lo harán a la vez, previsto para la primera mitad de 2023, con 150 millones presupuestados para la creación de 10.791 nuevos hogares. “Tenemos presentado el proyecto de expropiación a aquellos que no se adhirieron a la Junta. Esperamos que en noviembre o diciembre se apruebe”, relata Luis Roca de Togores. Una vez terminada y aprobada la reparcelación ya estará disponible la primera versión de los suelos que le corresponden a cada uno de los desarrolladores.

Las tres primeras fases incluyen 175.000 metros cuadrados de residencial libre, 63.000 metros cuadrados para promover un parque industrial, una parcela dotacional privada de casi 13.000 metros cuadrados para construir un colegio u hospital, casi 31.000 metros cuadrados para un centro comerciales, seis suelos de 37.000 metros cuadrados para oficinas y dos parcelas para instalar gasolineras.

Urbanismo

Noticias relacionadas

El 61,8% de los suelos de Valdecarros se destinarán a la promoción de las 51.656 viviendas, 28.410 de ellas con algún tipo de protección. Está previsto el desarrollo de casi 7 millones de metros cuadrados de zonas verdes. Del restante, hay un 20% del espacio para uso industrial y un 9% para oficinas. La tramitación de Valdecarros no fue algo sencillo. Hay que remontarse hasta la década de los 90 para encontrar su origen, aunque no fue hasta 2008 cuando se aprueban los Estatutos y Bases de actuación para comenzar a desarrollar la zona. Un año más tarde reciben el visto bueno al proyecto de urbanización. En 2011, se firma el Acuerdo Marco, que fija las etapas de desarrollo. Con la llegada de Manuela Carmena al Consistorio madrileño se paralizan todos los PAUs del sureste y hasta 2013 el Tribunal Supremo no dio su aprobación definitiva.

Finalmente, en 2021, se firma el Convenio de Gestión del sector, el cual marca el inicio de las obras y los expedientes. A pesar de los años que han pasado desde que se concibieron estos desarrollos, queda pendiente el proyecto de expropiación, el de rehabilitación y el de reparcelación. Este último, ya se ha completado el estudio y se espera que sea a finales de este año cuando se apruebe.  No será mínimo hasta 2039 cuando todo haya completado, casi 50 años desde su concepción hasta su final, alojar los hogares de 150.000 personas.